lunes, 29 de junio de 2009

Análisis de un grande: Rafael Benítez.

Su Filosofía:
“Jugar bien es hacer lo que debes en cada momento para ganar”.
Con esta definición Benítez se aleja de la idea de jugar exclusivamente de manera vistosa, desenfada, descarada y con exclusivamente futbolistas de corte técnico y que estén continuamente actuando por delante de la línea de balón.

Sus equipos no son equipos de los llamados divertidos, que ponen su énfasis en el control del balón, de gran volumen de juego ni de grandes dotes estéticos.

Si son muy prácticos, utilizando muchísimo el orden, la cooperación y el sacrificio entre todas sus piezas donde se mueve el bloque como un reloj preciso, pieza por pieza donde cada uno sabe su rol y que debe hacer en todo momento.

Pone la misma énfasis para atacar que para defender.

En ataque usa mucho ataques directos y verticales, sin gran elaboración pero con gran precisión basándose en transiciones de defensa-ataque muy precisas.

En defensa busca ejercer buena presión sobre el balón y el equipo rival, dependiendo de donde este el mismo, manteniendo el bloque siempre en 25 metros muy compacto , replegando donde este el balón y achicando de acuerdo a cuando pueda presionar a su rival , utilizando la defensa zonal que es considerado como uno de sus “abanderados” y todas sus variantes.

Sus equipos son conocidos por el orden que irradian y muestran en el campo.
Se puede decir que es uno de los primeros entrenadores españoles mas “Italianizados” de una camada que han surgido ahora, dada la aplicación de la zona donde estudio tanto en Coverciano , Milanello y además Gran Bretaña.

Es admirador público del Milán de Arrigo Sacchi, donde cuando se casa en su luna de miel , se escapa a Milanello a ver como trabajaba el entrenador italiano.


Desde que trabaja como Manager en el Liverpool F.C. busca jugadores donde los puede amoldar a su sistema 4-4-2 y todas sus variantes. Intenta fichar jugadores que puedan ser útiles dentro de ese sistema. Considera al gran jugador “aquel que hace que su equipo sea mejor” y no aquel que no suelta el balón.
Se mueve dentro de este sistema pero normalmente jugando siempre con los mismos principios.

Su Sistema:Puede variarlo de acuerdo a diferentes situaciones que se den en el partido , de acuerdo al rival o de acuerdo a su propio equipo, su sistema predilecto es el 4-4-2 y se mueve desde este sistema con diferentes variantes como lo son el 4-1-4-1, 4-2-3-1 o 4-4-1-1.
No varía su sistema de acuerdo a los jugadores que cuente, es un convencido de su “formula” y de su trabajo, e intenta traer jugadores donde los pueda amoldar a su forma de juego.

Utiliza la defensa zonal moviéndose en líneas diagonales si el balón esta sobre las bandas (diagonales o águilas defensivas)y cuando el balón esta en las zonas centrales formando pirámides o triángulos defensivos, cerrando carriles, con adecuadas coberturas y vigilancias mas intensas de acuerdo a donde este defendiendo. Esta forma de defender la observó en el Milán de Sacchi, donde luego mas tarde fue a estudiar.

Sus equipos se caracterizan por tener:
(como la mayoría ) un portero sólido debajo de los palos, bueno con los pies, y seguro en el juego aéreo.

Centrales agresivos, de buena velocidad, expertos en el juego zonal y en el uno contra uno, de gran juego aéreo.

Laterales sólidos de buena proyección ofensiva y muy agresivos y buenos en el uno contra uno defensivamente hablando.

Pivotes o medio centros mixtos, de ida y vuelta. Con recuperación pero técnicamente buenos, de gran capacidad aeróbica.

Delanteros de gran movilidad, de buena estatura, que puedan jugar de espaldas a
portería, de buen juego aéreo, de gran velocidad y movilidad constante, haciendo constantes apoyos o desmarques de ruptura.
Aquí es donde puede variar, jugando con dos puntas fijos o con un media punta y un punta fijo.

No es adepto a cambiar mucho su sistema de juego, si manejarse dentro de las variables del 4-4-2 que mencionamos pero no es común verlo cambiar radicalmente de sistema como hizo en la final de la “Champions “contra el Milán. (donde cambió en el entretiempo a un 3-5-2).

Sus equipos son conocidos por tener mucho trabajo a balón parado, tanto en ataque como en defensa.
En defensa a balón parado utiliza la defensa zonal o zonal mixta.
En ataque usa una batería de jugadas y variantes que muchas veces le dan su rédito esperado sorprendiendo al rival.

Su Metodología:
Es licenciado en Educación Física, tanto el como el que fue durante muchos años su colaborador (Paco Ayestarán).

En lo técnico- táctico:
suele trabajar con lo que se denomina “Entrenamiento Integrado”.
Esto significa que se integran los trabajos técnicos y tácticos con los trabajos físicos, en consecuencia sus trabajos en el campo no irán solo enfocados a cuidar un área sino a tratar de integrar las mismas.

Esta forma de trabajo consiste que por ejemplo se integran trabajos físicos con fines técnico –tácticos pero se controla la frecuencia cardiaca para saber en que área se está impactando.

Así, por ejemplo como muestra en uno de sus videos, se puede hacer un trabajo de posesión donde habrían trabajos técnico tácticos y además estar trabajando la capacidad aeróbica intensiva con su intensidad, volumen y tiempo de pausa por ejemplo.
De esta forma integra todos los trabajos (físico, técnico, táctico, psicológico ya que el último estaría integrado en las demás áreas).
Para lograr esto es obviamente necesario tener conocimientos de entrenamiento y fisiología aplicada al deporte. Y el los tiene.

Se apoya en todo lo científico constantemente controlando mediante tests (que explica en sus videos como el de course navette) de resistencia a la fatiga, el nivel de sus deportistas y evaluando como se encuentran en los diferentes períodos de la temporada.

Es hasta a veces obsesivo con su trabajo.
Su perfeccionismo y minuciosidad alcanza al control sobre el futbolista. No permite dejar ningún detalle al azar, habitualmente este perfeccionismo es el que irrita al futbolista, más acostumbrado a tener un poco de libertad y margen de maniobra. No se le conocen sonados conflictos aún habiendo entrenado a muchas estrellas. No parece ser un entrenador venerado públicamente por los futbolistas pero lo que si está claro es que su buen hacer y su preparación consiguen que los jugadores confíen plenamente en su capacidad y en su trabajo.

En cuanto a lo Físico:
Trabaja con el Método de Periodización ATR donde se concentran tres meso-ciclos
Acumulación, Transformación y Realización.
Esta periodización contemporánea contrasta las anteriores como la de macro-ciclos integrados o periodización clásica ondulatoria.
El primero o de acumulación donde se acumulan los trabajos físicos, donde se concentra más en los volúmenes de trabajo manteniendo la intensidad a un nivel medio-bajo y donde se priorisa la resistencia básica, la fuerza básica y la técnica básica.
El segundo o el de transformación se busca impactar principalmente sobre la resistencia específica , la fuerza específica y la técnica específica con intensidades medias a altas y con volúmenes medios.
En el último o el de realización se trabajar primordialmente la técnica básica, la técnica específica y la técnica competitiva con intensidades altas y volúmenes bajos.
La idea general de este sistema ATR se basa en dos puntos:
La concentración de cargas de entrenamiento sobre capacidades específicas u objetivos concretos de entrenamiento (Capacidades / Objetivos).
El desarrollo consecutivo de ciertas capacidades / ojetivos en bloques de entrenamiento especializados o meso-ciclos.

Como vemos la clave es llevar esto a cabo integrando las cargas físicas e integrándolo con las demás áreas. Esta es una razón más de porque es tan respetado y admirado y es una prueba mas de su nivel, y de su preparación y de porque lo consideramos como uno de los entrenadores mas y mejor preparados en el fútbol mundial.

Las rotaciones:
Es firme partidario de establecer rotaciones, no es por tanto amante de alineaciones tipo, sino todo lo contrario, el objetivo, siempre por supuesto con un fundamento estadístico y científico es que los jugadores lleguen lo más frescos posibles a final de temporada.
Se concentra en tener plantillas completas, buenas , y de tener a todos metidos en todas las competiciones. Prioriza a la hora de poner a los mejores en las competencias mas fuertes pero intenta que todos puedan participar activamente en las competencias por razones científicas.....por supuesto.
Ha sido siempre muy cuestionado y criticado, pero sus resultados y trabajo avalan su comportamiento.

El arte de saber rotar a la plantilla:
Para Benítez "las rotaciones son una necesidad, no un capricho". No se casa con ninguno de sus futbolistas ni le tiembla el pulso para dejar a una 'vaca sagrada' en el banquillo. Su análisis del fútbol actual le lleva a mantener que las rotaciones son la única estrategia que permite sacar el máximo rendimiento a una plantilla. Sin ellas, no puedes estar a un nivel óptimo toda la temporada.

Adivinar los onces titulares del Liverpool no es tarea fácil. Para los aficionados es algo desconcertante pero ayuda a mejorar el grado de implicación de toda la plantilla.

Fuerte Personalidad.
A pesar de cuando no era uno de los entrenadores con más renombre, no por ello se dejaba avasallar y defendía sus ideas contra viento y marea. Como mencionamos anteriormente es un estudioso del fútbol y sus comportamientos siguen una lógica que en todo momento va dirigida hacia un camino casi obsesivamente: GANAR.
En pretemporada en su epoca del Valencia C.F. fueron famosas sus discusiones con Jesús García Pitarch, director deportivo del Valencia. El motivo, los fichajes. "Pedí un sillón y me trajeron una lámpara". Esa frase resumía su indignación por la política de fichajes del club, que iba en una dirección cuando las necesidades de la plantilla para él eran otras.

Benítez se hartó de pedir un lateral derecho y un goleador contrastado. ¿Qué obtuvo? Un interior izquierdo, Canobbio, y un ariete casi desconocido, Oliveira.

Él no los conocía y sólo les había visto jugar en vídeo. Su tira y afloja con García Pitarch le reforzó porque el director técnico estuvo a punto de abandonar el club. Jaime Ortí, el presidente, ejerció de bombero y calmó los ánimos.

Relaciones con el club:
Cuando era entrenador del filial del Real Madrid tuvo discrepancias con Valdano que era entrenador del primer equipo, este le indicaba a Rafa Benítez que Sandro debía jugar en el filial sin corsés tácticos, también tiene como jugador al hijo de Lorenzo Sanz, en ese momento vicepresidente del Real Madrid, y esto también le acarrea tensiones con este directivo.

En el Extremadura tuvo fuertes desavenencias el segundo año con el presidente, Pedro Nieto, por querer dotar al club de instalaciones adecuadas. Quería que se construyera una ciudad deportiva y lo consiguió.

En su temporada en el Tenerife tuvo un duro enfrentamiento con Javier Pérez, porque no permite intromisiones de nadie en su labor deportiva.

Discrepancias fuertes con el director deportivo en Valencia al inicio de su 3º y última temporada en este equipo. “Pedí una mesa y me trajeron una lámpara”. Pedía un lateral derecho y un 9 contrastado, le trajeron un interior izquierdo, Canobbio y un delantero no muy conocido, Oliveira. Las diferencias se agravan en el mercado de invierno cuando pide refuerzos para compensar algunos puestos y no viene ningún fichaje. Públicamente manifiesta su descontento con el club.
El presidente hizo de bombero, trató de minimizar las tensiones y no se posicionó por ninguno de los 2.

En el Valencia tras estar 3 años y quedándole aún un año de contrato, decide marcharse de manera unilateral, el desgaste de 3 años, la mala relación con la dirección deportiva, y su renovación frustrada, el quería 2 años y el club le ofrecía 1 año, además el club esperó hasta el final para ver cuales eran los resultados, esto dolió a Rafa Benítez, “ no quieren valorar el trabajo sino los resultados”.

No se lleva bien con los 2 dueños norteamericanos del Liverpool. A pesar de ser el manager general, pidió reforzar el equipo en el mercado de Invierno, y los dueños se lo negaron, desacreditándolo incluso públicamente.

En lo contra-táctico:
-Es un entrenador que se apoya en lo científico, dejando de lado aspectos que no pueda controlar. En este aspecto es casi obsesivo, controlando cada detalle y manejando cada variable para transformarlas en constantes y así llevar sus grupos humanos a donde pretende el. Podemos decir que por ejemplo en etapas anteriores manejaba aspectos como las estatura, el peso exacto y la dieta de cada deportista de cada una de sus plantillas que ha entrenado en el Real Madrid.

-Es un gran amante de las tecnologías, por ejemplo para estudiar minuciosamente a sus rivales. Utiliza un sistema en el Liverpool donde graba hasta con ocho cámaras diferentes y de esta forma controlar al rival y a su equipo, las diferentes variables tácticas y contra-tácticas que puede aprovechar.

-Además suele pasar mucho tiempo observando a sus rivales y a otros equipos. Viendo donde les puede hacer daño y donde puede sacar ventajas deportivas de los mismos y donde puede mejorar y perfeccionar aún mas a su equipo. Involucra mucho a sus jugadores para que participen en esta actividad y así se puedan convertir en mejores profesionales.

- Siempre lleva consigo una libreta donde anota todos los detalles, sin embargo no la muestra públicamente como hace por ejemplo Van Gaal. Posteriormente traslada lo anotado a su ordenador.

-No suele cambiar mucho la figura táctica como dijimos anteriormente aunque si moviéndose un poco dentro de la figura de 4-4-2.

En la final de la Champions donde ganó por penaltis, en el entretiempo después que iba perdiendo 3-0 cambió esta disposición y su equipo pasó a jugar con un 3-5-2.

El resultado fue que su equipo dio vuelta el partido en el segundo tiempo empatándolo 3-3 y luego ganando por penaltis después de la prorroga. Sabemos que es un buen jugador de ajedrez, donde la estrategia juega un papel imprescindible y esto además de su gran inteligencia y capacidad para observar partidos le permiten leer los mismos e introducir cambios donde pueda cambiar el trámite del mismo.

Relación con el plantel:
Antes de iniciarse la 3ª temporada en el Valencia, surge un conflicto por la capitanía, el establece una votación secreta en una urna pero en su vestuario. Nadie conoce el nº de votos, sólo él, había una facción liderada por Cañizares y los argentinos Ayala, Aimar y Pellegrino, y otra con Albelda y Baraja que son los 2 capitanes que según el recuento elige la plantilla.

Cuando había calendarios apretados, el equipo en partidos de casa se concentraba la misma mañana del partido tras un suave entrenamiento el mismo día y posterior almuerzo en el hotel. Con este gesto daba confianza a la profesionalidad de los jugadores que dormían en casa la noche antes del partido local.
El conflicto del arroz: Con Rainieri los jugadores el día del partido comían arroz con verduras y ligero condimento, no llegaba a ser paella, más bien arroz a la milanesa, pues bien el médico con el apoyo de Benítez, obligó a que el arroz fuera simplemente hervido. Este cambio enfadó a la plantilla, aparte del enfado de la ciudad valenciana como antes se comentó. También cambió los helados normales por desnatados, lo que no fue aceptado de buen grado por los jugadores, esto provocó un conflicto directo con Kily Gonzalez.

En el trato personal con el jugador, le gusta mantener las distancias.
En la 2ª temporada en el Valencia, 2.002-2.003, hay dos momentos con fuertes declaraciones en contra de los jugadores. En la previa al primer partido de liga y tras suspender el último entrenamiento a los 15 minutos. “ He suspendido el entrenamiento porque los jugadores no están motivados y no demuestran la actitud que yo creo que han de tener”.
Luego antes de la vuelta de cuartos de Champions en casa contra el Inter “Hay jugadores que no empujan y contagian al resto del equipo. Hace falta ilusión. Hay jugadores que trabajan pero el problema es que sólo se trabaja de vez en cuando”.

“Para tomar el sol, disfrutar y acabar entre el cuarto y el sexto nos llega, pero si aspiramos a más hay que renovar la ilusión cada día, hay que mojarse más si queremos volver a ser campeones.”

Después de estas declaraciones y de la eliminación en esta eliminatoria, se produce un divorcio entre parte de la plantilla y el entrenador que termina incluso con la no clasificación para la próxima Champions.

Forma de actuar el día de partido:
Prefiere que los jugadores descansen por parejas y no en habitaciones individuales, pese a que muchos futbolistas prefieren la intimidad y dormir solos. Antes del almuerzo reúne a los jugadores y les da una charla técnica con un video editado del equipo contrario que no dura más de una hora. No dice la alineación, esta se retrasa al máximo y se da ya en el vestuario después incluso de pisar el césped. Con esto busca mantener la motivación del jugador sin conocer quien es titular el máximo tiempo posible.

Cuando algún jugador comete actos de indisciplina, Rafa Benítez en lugar de castigar al futbolista exclusivamente con una sanción económica para que las alineaciones no se vean mermadas, opta por castigar a los jugadores sin alinearlos en diversas jornadas.
Por ejemplo al sustituir un día a Kily González, al querer darle una palmadita en la espalda al jugador, éste se apartó esquivando el buen gesto del entrenador, esto le costó varios partidos en la suplencia.
Otro ejemplo reciente, es que Xavi Alonso pidió no viajar el día antes a Milán para el partido de vuelta de la Champions porque iba a nacer su hija, propuso viajar el mismo día del partido, pero el entrenador decidió dejarlo fuera de la convocatoria aún siendo un jugador importante para ese partido. Le molestó mucho esa falta de compromiso, aún siendo un tema muy familiar como el nacimiento de una hija.

Estudioso del fútbol:
“Siempre he tenido confianza en mi trabajo. La tengo y la mantengo".

La filosofía de Rafa Benítez se resume en eso: trabajo, trabajo y más trabajo. Todos los futbolistas que han estado a sus órdenes coinciden en que es como un profesor. Maneja datos pormenorizados de toda su plantilla: estado físico actual, lesiones, actitud y por supuesto, estadísticas.
Con ellos sigue el rendimiento de los jugadores para dosificarlos y evitar que se quemen.
Además realiza un análisis exhaustivo de todos los equipos rivales, análisis que comunica a sus jugadores en frecuentes charlas técnicas en las que suele hacer uso del vídeo.
Como dijimos anteriormente aparte de manejar los aspectos técnico-tácticos controla todos los detalles de su plantel no dejando escapar ninguna variable a su alcance. El como concentran en los hoteles, lo que comen, las sesiones de video, las cargas físicas, lo estadístico, lo táctico, lo contra-táctico etc.

Algunos entrenadores reducen a su mínima expresión esas sesiones de vídeo y análisis porque los futbolistas las consideran aburridas. Rafa Benítez las considera esenciales porque la mejor forma de derrotar a un rival pasa por conocer sus virtudes y defectos.

Relaciones con la afición:
En sus dos primeros equipos con presión de resultados, Valladolid y Osasuna, en ningún momento gozó de la confianza del público, primero por sus malos resultados y por supuesto también por el hecho de que era un entrenador sin currículum y que despertaba muchas dudas sobre su capacidad.

En Almendralejo y Tenerife obtiene el respeto de la afición. La de Almendralejo es una afición modesta y con poca exigencia futbolística, esto unido a su seriedad en el trabajo y el ascenso conseguido le permitió una perfecta comunión con la afición. En Tenerife sus buenos resultados toda la temporada también le permitieron un buen clima con la grada.

Su prueba de fuego se produciría en la complicadísima ciudad de Valencia donde la afición es muy exigente y cuestiona a la casi totalidad de entrenadores que pasan por Mestalla. Sin embargo desde el principio se gana al público aún no siendo un fútbol vistoso, pero consigue un buen equilibrio en el juego que la afición aprueba. Su asignatura pendiente aquí quizás fué el no tratar al ídolo de la grada, Pablo Aimar como un titular indiscutible.

Como anécdota hay que decir que un detalle que no le gustó al público y que le pasó un poco de factura fue el prohibir la paella adapatada a deportistas el día de las comidas, cambiándolo por arroz hervido. El valencianismo considera como suyo este plato y quitárselo a los futbolistas fué tomado de mala manera.

En Liverpool es un ídolo, sin ser una persona mediática, es considerado un ejemplo de los banquillos, más de 5.000 personas se han llegado a manifestar antes de un partido en Anfield a favor de Rafa Benítez tras sus problemas con los dueños del club.

Su juego sobrio y poco vistoso no le va a permitir nunca que las aficiones lo asocien al fútbol espectáculo que casi todas persiguen para su propio disfrute como hinchas, sin embargo sus buenos resultados y su seriedad hacen que se gane el respeto y en ocasiones la admiración del público, pues al fin y al cabo lo que estos quieren es que su equipo gane partidos y títulos.

Relaciones con la prensa:
El flanco principal por donde ha recibido críticas por parte de la prensa, es el no tener en las competiciones de liga un once tipo, achacando este defecto para no conseguir nunca disputar el título de liga, sino más bien estar siempre a muchos puntos de los primeros clasificados.

Se mantiene distante en Tenerife con la prensa para no caer en el error de ser más cercano a un cierto sector periodístico.

Fue muy criticado en su primera temporada en Valencia, por su juego tedioso y sus discretos resultados, tanto es así que estuvo a punto de ser cesado, de no ganar un partido contra el Espanyol a finales de Diciembre, y que en el descanso perdía 2-0.

Hoy en día en el Liverpool también es solo criticado por las famosas rotaciones.
Salvo eso, es muy respetado y venerado en el prestigioso club inglés.

Su buena preparación y su mesura al hablar y comportarse ante los medios hacen que habitualmente mantenga un buen trato con la prensa, si bien no es precisamente muy cercano a los medios sino que trata de mantenerse distante con ellos, por lo que en conclusión no tiene una mala relación pero tampoco hace amigos periodistas por norma general.


"Esta ciudad tiene dos grandes equipos: el Liverpool y los suplentes del Liverpool".

Bill Shankly

Óscar Méndez Albano.

lunes, 22 de junio de 2009

El dualismo ideológico en el fútbol.

Dos visiones y formas de sentir el fútbol:

Durante mucho tiempo, desde que tenemos uso de razón se ha hecho una clara distinción entre dos formas de sentir y ver el fútbol. Se han distinguido dos “escuelas”, cada una priorizando o jerarquizando cosas diferentes y criticando a su vez a la otra y de esta forma poniéndose del lado del bien e intentando menospreciar a su “oponente”.
En Argentina esta distinción en el mundo futbolístico es tal vez donde se ha hecho más clara.
Los defensores de Menotti con muchísimos discípulos que han surgido desde su concepción filosófíca de entender y sentir el fútbol son hoy en día muchos. Gente como Angel Cappa, Lavolpe, Jorge Valdano o Francisco Maturana son solo algunos de los nombres más conocidos entre esta escuela.
Su conocido afán por que sus equipos tengan siempre el protagonismo, que siempre busquen o salgan a ganar, por su clara vocación ofensiva en todo momento, por su exquisito trato del balón y posesión del mismo, por su estética y ordenada forma de jugar. Frases tan recordadas de Menotti acerca de su colega Bilardo que ejemplifican este concepto.
“Lo mejor que hicieron la política y la medicina fue apartar a Bilardo del fútbol".
Del otro lado podemos ubicar a la escuela que emerge de Estudiantes de la Plata de Zubeldía, su más conocido discípulo fue Carlos Salvador Bilardo y conocida es su trayectoria al frente de la Selección Argentina en los mundiales del 86´ y 90´.Su obsesión táctica, su metodología de trabajo priorizando el resultado por encima de lo estético, fue muy criticado previa y durante el mundial del 86 pero luego a la luz de lo conseguido, pasó a ser indiscutible. En Europa y más precisamente aquí en España, podemos ubicar a dos caras “opuestas” a su vez que también distinguen dos formas antagónicas de ver y sentir el fútbol en las décadas de los 80 y 90 y hasta el día de hoy.


Por un lado el fútbol que ha desplegado desde su llegada al F.C. Barcelona Johan Cruyff y su influencia sobre este club, no solo siendo un ídolo máximo sino implantando una filosofía de juego que hoy en día es parte de su existencia.
De la otra cara podemos ubicar a Javier Clemente por ejemplo, del otro bando utilizando un fútbol utilitario y práctico, priorizando en todo momento los resultados por encima de cómo lograrlo, un fútbol de clase media o trabajadora, no siendo tan estético pero si muy efectivo en cuanto a sus resultados.
En anteriores temporadas también conocidas eran las batallas que libraban los equipos de Real Madrid de Capello contra el Barcelona de Rijkaard. Dos formas también de ver, pensar y sentir el fútbol.

En casi todas las sociedades se puede observar este dualismo del cual hablamos.
En Brasil lo vimos entre Tele Santana y Lazaroni , Parreira, o el actual seleccionador brasileño Dunga. La diferencia que diferentes entrenadores, periodistas y personalidades vinculadas al “jogo bonito” y al fútbol utilitario debatían en los diferentes medios de comunicación por ejemplo.
En muchos lugares se puede observar esta lucha de “ideologías” como si fueran religiones entre el bien y mal (dependiendo de quien la defienda).
En Italia a fines de los 80 o comienzos de los 90 la discusión tomaba caminos diferentes, más tácticos como la forma de jugar, defender (en forma zonal) y presionar que hacía el Milan de Sacchi o los diferentes equipos de Trapattoni que entendían otra forma de organización de su fútbol.
Estas escuelas o visiones luego con el paso del tiempo han tenido entrenadores que han sido influidos por las mismas y las han desarrollado aún más. En Europa siguen muy en boga los diversos entrenadores “Sacchinianos” que aunque con algunas modificaciones utilizan el mismo modelo de juego. Gente como Rafa Benítez, Quique Sánchez Flores, Marcelino, Javier Aguirre etc.

Idea de Juego del entrenador y cultura deportiva de esa institución:
Durante mucho tiempo hubo una enorme discusión sobre como debía jugar un equipo tomando en cuenta solo el factor de la idea de juego del entrenador sin tomar en cuenta otros aspectos o variables muy importantes. Esta claro que en los grandes clubes y selecciones es mucho más fácil lograr esto ya que se puede seleccionar y armar un modelo de juego de acuerdo a nuestra predilección o idea de juego. Se puede contar con grandes jugadores en cantidad y calidad. Esto también es relativo ya que muchas veces prevalece la idea del entrenador por encima de la Institución y la afición, y la misma responde con críticas ya que no le agrada el juego que desarrolla el equipo (ejemplo Capello o Juande Ramos en el Real Madrid). El entrenador debe tomar en cuenta este factor, la institución o selección donde vaya tiene una cultura, una forma de percibir y sentir el fútbol, y este factor puede surgir como gran lastre si no es apoyado por la afición y su cultura de juego.

La idea del entrenador es muy importante, pero también lo son las características de los jugadores que tengamos para desarrollar un modelo de juego. Si las características no son las idóneas para ejercer el mismo será imposible. Si desarrollamos un modelo de juego donde se base en el ataque directo pero tengamos a dos delanteros pequeños que no ganen por arriba o jueguen separados, será más que difícil tener éxito utilizando este tipo de recurso táctico por ejemplo.

La idea del entrenador debe ser congruente con los recursos con que cuente.

La organización estructural o sistema táctico empleado debe seguir también una lógica y se debe relacionar con el modelo de juego.
No podemos intentar por ejemplo tener mucha posesión de balón y ejercer un juego de posesion y control del juego en el centro del campo si el rival nos supera en efectivos, (o por lo menos será mucho más difícil que si no los tiene).

Los principios de juego deben también estar relacionados con el modelo de juego.
No podemos tener por ejemplo un juego de posesiones largas y control, si nuestros jugadores no logran hacer más de tres toques seguidos, o no trabajamos la circulación o posesión de balón.

La organización funcional a su vez también deberá tener una lógica con todo esto y de acuerdo al rival y dependiendo de la situación se desarrollará.
Donde presionemos, desde que posición se saldrá desde inicio, que tipo de juego desarrollaremos, donde buscaremos hacerle daño al rival, donde nos puede hacer daño, que aspectos a tomar en cuenta etc. Será la articulación de nuestros principios de juego. A su vez dentro de nuestros principios de juego habrán algunos de carácter general y otros que se les enfatizará debido a su contenido específico.

Como humildemente exponemos hay una gran confusión en general en el fútbol actual. Pensamos o estamos muy de acuerdo con un concepto que una vez le escuchamos a Marcelo Bielsa que dijo que los entrenadores no se dividen en ofensivos o defensivos sino en los que priorizan la creatividad por encima del orden o viceversa.

Como está muy de moda ahora la planificación o periodización táctica, se trata de crear o generar sistemas donde el deportista se pueda desarrollar pero los mismos deben ser planeados, ejercitados y ejecutados. Se hará un entrenamiento desarrollado en todo momento alrededor de nuestro modelo de juego, apoyado y sustentado por el mismo. Es una idea que surge de la teoría de los sistemas.

Todos los trabajos estarán relacionados con el mismo y su componente táctico, así como sus principios de juego que se basarán en todo lo expuesto anteriormente.
Es tomar la metodología del entrenamiento integrado (donde se integran los aspectos físicos a los técnico-tácticos) e ir un paso más. No solo integrar lo que vayamos a hacer sino a agregarle el componente táctico en todo momento y reproducir situaciones de juego que el equipo verá en los encuentros. A su vez esta metodología le dará un orden y control mucho más eficaz.
Como decía también Juan Ramón Carrasco, en el fútbol actual solo pareciera que se trabaja lo defensivo o la organización defensiva, y todo lo relacionado con el ataque se deja a la espontaneidad y creatividad del jugador. Se cree que de esta forma el jugador estará más libre y que de la otra forma la perderá.

-Si tuviera que elegir, diría que me siento más cómodo con el orden que con la espontaneidad. Hay entrenadores que propician un clima creativo dentro del equipo. No es que yo no valore eso, pero hay situaciones que son antagónicas y un técnico no puede estimular simultáneamente las dos cosas.” Marcelo Bielsa.

El fútbol es cada vez más complejo y no se limita solo explicaciones fáciles y simplistas.

Cada vez se necesita analizar desde una óptica más completa para poder comprender todos los factores que se mueven en este campo.
No criticamos ni menospreciamos puntos de vista diferentes, aunque si está claro que estas formas de entender al fútbol moderno no son el producto de unas pocas horas de reflexión ni de trabajo y estudio en esta área. La explicación que da Marcelo Bielsa la compartimos e intentamos humildemente hacerla nuestra en este breve artículo donde explica muy claramente nuestra forma de entender este aspecto.

-El orden tiene reglas y la espontaneidad tiende a la ausencia de reglas. Teóricamente no habría obstáculos para que convivan, pero en la práctica los mensajes que propician una cosa se contraponen con los otros. Entonces es difícil ser ordenado y espontáneo a la vez. Esa es, para mí, la gran clasificación de los entrenadores: los que privilegian la resolución del juego a través de las respuestas individuales o los que acentúan en la preconcepción de esas respuestas. Creo en eso más que en la división entre defensivos y ofensivos. Esa caracterización es sumamente engañosa, porque los equipos no están preparados para una cosa o la otra, sino para las dos, en proporciones que nadie puede determinar de antemano”
Marcelo Bielsa.




Óscar Méndez Albano.

lunes, 15 de junio de 2009

Pep Guardiola: A mi manera.

Cuando asumió Guardiola a cargo de la plantilla del F.C. Barcelona no fueron pocas las críticas que vinieron desde todos lados en el mundo del fútbol. Que no tenía experiencia, que era muy joven, que solo había dirigido al filial una temporada donde había conseguido un ascenso a segunda b.
Primero cuando asume lo primero que hace es de dar bajas a jugadores que el no consideraba esenciales en el plantel y que con el anterior cuerpo técnico eran “vacas sagradas”.
Se transfiere a Ronaldinho, conocido por sus fiestas y salidas nocturnas y falta de profesionalidad con respecto al entrenamiento visible e invisible.
Se transfiere a Deco al Chelsea, también conocido por tener un peso grande en el vestuario del primer equipo.
Se le intenta transferir a Samuel Eto´o, no lográndolo, al final el mismo logra hacerse un hueco en el plantel, y luego en el equipo titular convirtiéndose en pieza angular del proyecto.
Se hace un régimen muy estricto en cuanto a los horarios y obligaciones del plantel, poniendo un código de disciplina interno donde cada jugador debe respetar a raja tabla para la conveniencia del grupo entero.

Se le da más importancia o relevancia a toda el área física del club, liderada por Francisco Seirul-lo, reconocido preparador físico a nivel mundial (famoso por su metodología revolucionaria) donde todos sus trabajos están relacionados con el juego en sí y donde no trabaja prácticamente ninguna capacidad de forma aislada.
De esta forma el F.C. Barcelona logra evitar los grandes problemas que había tenido anteriormente, donde era conocido por la cantidad de lesiones musculares y lesiones de gravedad donde perdía muchos efectivos durante la temporada por largos períodos de tiempo.
Se traen a jugadores con determinado perfil que puedan alternar en el primer equipo, y también se asciende a varios componentes del filial que había logrado el ascenso la temporada anterior a segunda b.
Se rota al plantel ,utilizando a todos en las tres competencias oficiales (copa del rey, liga y copa de campeones) que como más tarde vimos, fue clave para obtener las tres.

Con respecto a la idea de juego del entrenador, en este caso vemos como al ser un ex deportista del primer equipo y tener una trayectoria muy reconocida, es la misma que nutre al F.C. Barcelona desde que Cruyff ha caído en el club en toda la cadena del club.
Fue el cerebro del “dream team” de Cruyff, y ha vivido y siente el fútbol que se respira en La Macía además de haber sido un producto emergente de ese lugar.
Su elección ha sido porque siente esa forma de percibir al fútbol, de protagonismo total en todo momento, intentando siempre tener el balón y por sobre todas las cosas…atacar.
En consecuencia era totalmente lógica su ascendencia al primer equipo, y ha sido un total acierto por parte del club como ha quedado demostrado.

Sus principios de juego están casi siempre relacionados o divididos en dos fases por más que reconocemos cuatro.
Cuando se tiene el balón y cuando no.



En cuanto a las transiciones defensa/ataque no es un equipo que las tenga o las maneje en forma llamativa o superlativa, de forma colectiva, sino que su potencial en este aspecto es su cantidad de deportistas desequilibrantes en el 1x1 que lo hacen tan peligroso (especialmente cuando estos quedan aislados 1x1 con grandes espacios para explotar).
En cuanto a las transiciones ataque/ defensa es un equipo que presiona ofensivamente muy bien, uno de los mejores en este aspecto en el fútbol europeo, y eso hace que sea difícil que los equipos rivales puedan hacerle daño en este rubro.
En cuanto los principios de juego ofensivos vemos una gran similitud con la filosofía de juego holandesa.
Intenta en todo momento manejar los cuatro principios que pregona esta escuela, La movilidad, la amplitud, la penetración y profundidad son los cuatro aspectos que maneja casi a la perfección en forma colectiva.
Si a eso le agregamos una excelente y gran circulación del balón no solo por los sectores correctos sino en cuanto a su dinámica o velocidad, y la gran calidad técnica que tienen sus jugadores lo convierten en el mejor del mundo. Intenta siempre tener el balón y el control del juego. Es fiel a esa famosa frase que proviene del fútbol brasileño que dice que “si tienes el balón no te pueden marcar”. Su Organización ofensiva esta siempre ligada a los principios de juego de ataque no importa donde la recupere (tanto en sector defensivo, intermedio u ofensivo). Intenta en todo momento jugar el balón por el piso no importándole donde lo presionen.
Además hay un gran trabajo de sacrificio y solidaridad por parte de todos, se sacrifican todos y juegan todos parece ser el lema.

En cuanto a la organización estructural o sistema táctico empleado, es el mismo de temporadas anteriores utilizado por Frank Rijkaard.
Es un 1-4-3-3 (con un pivote) cuando tiene el balón, que se convierte en un 1-4-1-4-1 cuando no lo tiene.
Típico también de este sistema (a la holandesa) es que los extremos o puntas jueguen a pierna cambiada porque de esa forma ante una diagonal tendrán toda la portería a disposición o si viene un centro de la otra banda estarán con su pierna hábil de frente a portería.
La variante táctica que si ha generado con respecto a lo que habíamos visto en temporadas anteriores, es que Messi (extremo o punta derecho) se coloque por detrás del medio centro o pivotes del equipo rival, y así se junta con balón dominado con los que vienen de atrás (Iniesta o Xavi) o entrar con balón dominado o tirar paredes con Eto´o o Henry. Así mismo su lugar libre queda para las subidas constantes de Dani Alves que trepa la banda con un gran poderío físico y gran habilidad.
Cuando defienden lo hacen en zona mixta (no vemos nada novedoso en este aspecto) aunque si puntualizar que no es un equipo que se siente muy cómodo haciéndolo ya que no esta acostumbrado a defender.

En cuanto a las características de los jugadores, vemos que al ser un equipo tan poderoso económicamente y al tener ese modelo de juego instaurado desde tanto tiempo, tanto los jugadores que adquiere de afuera como los que asciende al primer equipo reúnen las condiciones para jugar de esa forma al fútbol.
En consecuencia se eligen los jugadores para el modelo de juego, no al revés.
Se eligen o suben de la cantera jugadores técnicamente muy hábiles, con un gran poder de toma de decisión y jugadores que en todo momento deben leer el juego correctamente de acuerdo a esa forma de sentir el fútbol


En consecuencia todos los jugadores deben tener un gran manejo de balón, de tener mucha movilidad, mucha dinámica, no se preocupan tanto por tener a grandes jugadores defensivamente hablando porque es un club donde se prioriza el atacar por encima de defender (ejemplo que vimos cuando en la semifinal y final de la champions puso a YaYa Touré de central).

En cuanto a la organización funcional o identidad del equipo, se ve como mencionamos anteriormente en los principios de juego ofensivos, que está relacionada con el juego colectivo de ataque, siempre siendo protagonista y siempre saliendo a atacar.
Sus principios de juego en consecuencia están todos relacionados con este modelo de juego que esta dirigido en una sola dirección, hacia la portería rival.
Para lograr esto, lo buscará mediante un estilo preciosista y estético que no deja de acaparar adeptos por su belleza y sentido exquisito.

Todo esto junto engloba su modelo de juego que lo convierte en el equipo de moda y a la vanguardia en cuanto a equipos que han probado que se puede ganar jugando de una forma atractiva y conseguir resultados, y vaya si los ha conseguido ganando prácticamente todo lo que ha disputado.


"Todo equipo que trata bien el balón, trata bien al espectador"
Jorge Valdano.

Óscar Méndez Albano.

jueves, 11 de junio de 2009

Una Revolución.

Cuando tuvimos la oportunidad de iniciarnos en este ámbito, y empezar nuestra formación en el Instituto Superior de Educación Física en Montevideo, Uruguay, recuerdo haber tenido alguna conversación con gente que en ese entonces eran ex jugadores “consagrados” y ahora también lo son (tiempo mediante) como entrenadores, ciertas “perlas” que me han marcado y siempre me hacen recordar esos tiempos y me sirven como base de sustentación de por qué las cosas no funcionan en mi país en este aspecto.
Yo desgraciadamente no tuve la fortuna de poder dedicarme al fútbol el resto de mi vida, lamentablemente tuve que dejarlo a los 19 años ya que me extirparon un tumor de 6 Centímetros de diámetro del costado de mi rodilla.
Apenas pude jugar en cuarta y tercera división y debido a esto tuve que dejarlo.
Al empezar la formación recuerdo que ante determinadas discusiones escuchaba frases como “no...a mi no me van a enseñar como dirigir si esta gente nunca ha jugado o pisado un vestuario..” o “yo he jugado un mundial y nadie me va a enseñar qué tengo que hacer…”o “yo tengo 15 años en primera división como para aprender ya “…

Sin dudas que la experiencia como jugador es muy importante, el cómo tratar al jugador, el ponerse en lugar del mismo, el saber sacarle el máximo rendimiento al plantel muchas veces tiene que ver con el roce que se tiene y en eso si que puede influir.
La experiencia como deportista de alto rendimiento es muy importante aunque no es excluyente para que una persona se pueda convertir en un buen entrenador.
¿Cuáles son los factores que convierten a un individuo en un buen entrenador?
Sin lugar a dudas la capacidad intelectual tiene mucho que ver con esto. Le permitirá desarrollarse en todo lo que tiene que ver con la metodología de trabajo, el análisis de juego y su capacidad perceptiva del juego, su capacidad táctica y contra-táctica que le permitirá hacer buenos planteamientos, el saber rodearse en su cuerpo técnico de gente capaz que le permitirán sacarle provecho a su plantel, el ser muy metódico y ordenado etc.

En cuanto a los aspectos empíricos o relacionados con su experiencia como deportista, como dijimos antes, el relacionarse con el jugador o tener vestuario, el percibir aspectos técnicos ya que como fue jugador los verá más fácilmente y podrá demostrarlos, el conocimiento del medio, de los otros clubes (cuerpos técnicos, planteles y directivos), el motivar más fácilmente a su plantel ya que el fútbol de épocas anteriores se basaba más en estos aspectos y no en aspectos técnico-tácticos etc.

Hay un sinfín de ejemplos de grandes jugadores que se han estrellado como entrenadores al creer que solo porque fueron grandes jugadores les permitirá ser grandes entrenadores.



También hay algunos ejemplos de grandes jugadores que han logrado dar el salto del rol de jugador a entrenador y han tenido mucho éxito (Johan Cruyff, Frank Rijkaard, Pep Guardiola, Franz Beckenbauer) aunque si es verdad también que los mismos tienen la particularidad que eran deportistas muy desarrollados intelectualmente, muy cerebrales, muy completos, y que en su etapa final como jugadores se desarrollaron como entrenadores aprendiendo muchísimas cosas que más adelante aplicarían en sus equipos.

El fútbol es cada vez más complejo, cada vez hay mas cosas para aprender, evolucionar, desarrollarse, no es una tarea acabada ni estática.
Los más grandes entrenadores, a mi entender, por alguna razón u otra no han sido grandes jugadores, Tele Santana, Rinus Michel, Helenio Herrera, Luis Felipe Scolari, Arrigo Sacchi, Louis Van Gaal, Rafa Benitez, Jose Mourinho etc. Aunque sí han habido jugadores que se han desarrollado como entrenadores y lo han hecho en gran forma.
Llevando todo esto al terreno local, vemos como en el fútbol uruguayo todavía se sigue jugando un fútbol arcaico, antiguo, falto de ritmo y velocidad, donde no se manejan principios de juego en ataque y tampoco en defensa, donde el balón pasa más tiempo en el aire que en el suelo.
Los entrenadores no se preparan, los dirigentes no se preocupan por quien contratan, siguen dirigiendo las mismas personas desde hace 20 años.
Es un círculo cerrado, donde dan vuelta siempre los mismos nombres, donde los que tienen la oportunidad es porque fueron jugadores de cierto nivel o son amigos de algún empresario.
El resto se debe arreglar en el mejor de los casos con los clubes con problemas económicos, estructurales, (sin poder competir en igualdad de condiciones) o quedarse sin trabajar.
No se ven planteamientos ofensivos (salvo algún caso aislado), los equipos no tienen identidad, no hacen planteamientos ni en cuanto a principios de juego, ni en cuanto al rival, ni nada. Lo único que se ve es como los equipos más pequeños se meten atrás cuando juegan contra los equipos mas desarrollados e intentan salir de contra y nada más.
Se da el mensaje a la gente que se juega así por las urgencias de ganar, como si en campeonatos más competitivos no existe la misma urgencia de ganar y no se jugara por dinero. Se contrata a gente que habla muy bien y mucho, pero que luego en sus planteamientos se ve que se dice mucho más de lo que se hace.
Es hora de que se haga autocrítica y de una vez se empiece a modificar toda esta estructura. Es hora que los entrenadores de nuestro país empiecen a formarse.

Es hora que los directivos empiecen a contratar a gente joven, que los cursos de entrenadores se renueven, que empiecen a traer gente desde el exterior con ideas y metodologías nuevas, con una visión más moderna y amplia y que de una vez se empiece a debatir si no es más conveniente traer a un entrenador extranjero para la selección, que se empiece una revolución futbolística que tanto se necesita. La frase que dice que todo esta inventado en el fútbol es y será una gran mentira.

Ver jugar a nuestra selección es un auténtico sufrimiento, existe una gran confusión con la identidad de la misma y su historia, y da mucha bronca ver siempre a la misma gente dando vueltas sin darle oportunidad a gente nueva y joven.




El periodismo tampoco contribuye muchas veces en este tema, ya que aumenta la confusión hacia la gente en general anteponiendo siempre temas del pasado e históricos o de estadística. Relacionan muchas veces temas deportivos con temas de hombría o hasta sexuales para explicar hechos que sucedieron en el pasado que nos dieron muchas alegrías como pueblo. Muchas veces ellos promoviendo nombres que vienen del mismo ambiente y contribuyendo para que no exista un cambio.

Es necesario buscar un nuevo perfil de entrenador, es indispensable incorporar gente dispuesta a prepararse para desenvolverse en el alto rendimiento y dejarnos de tonterías con temas históricos y del pasado que como sabemos todos, el pasado y futuro solo se puede evocar desde el tiempo presente…desde el aquí y ahora y solo este es el que prevalece.

Es importante que la clase política tome cartas en el asunto y no permita a gente adueñarse y anteponer temas económicos y empresariales por encima de una selección representativa de todo un país.
Podrían hacerlo (si es su deseo) en un Club o Institución pero la selección nacional debe estar por encima de todo y todos, en un país como el nuestro donde el fútbol es una manifestación cultural de toda su sociedad en conjunto.

Un jockey no tiene porque haber
sido caballo para ser exitoso.
Arrigo Sacchi.



Óscar Méndez Albano.

¿Entrenador, Seleccionador, Secretario Técnico, Captador o Manager?

Analizando nuestro fútbol local, observamos que en los diferentes clubes (especialmente los que tienen menor desarrollo estructural tanto material como humano) debe el entrenador, ocupar uno de estos roles, aunque a veces tiene que cumplir ante la poca infraestructura, varias funciones a la misma vez. Consultando las diferentes definiciones vemos que el término entrenador se refiere más a temas relacionados con el entrenamiento en sí. El seleccionador en su definición se refiere a seleccionar deportistas ante un encuentro o competición. (R.A.E). Se suele usar en las diferentes selecciones nacionales donde no se dispone de tiempo para trabajar con los jugadores debido a que se encuentran con sus diferentes equipos. Se suelen hacer trabajos tácticos, estratégicos y de preparación del encuentro particular, nada más, ya que no se dispone de más tiempo disponible para trabajar como se hace en un club.
El Secretario Técnico, es quien se encarga de ver los partidos, rastrear el mercado y el que da una lista de posibles fichajes, de contratar o captar a los deportistas para la institución. El Director Deportivo es la persona que muchas veces hace la labor de secretario técnico (cuando no cuenta con este) y además es el puente que une al plantel con la directiva, quien se encarga de toda la parcela deportiva, desde contratar al entrenador a dar el visto bueno a los fichajes, seguimientos, evaluaciones, bajas, contratos etc. El Manager es el que cumple funciones de director deportivo o secretario técnico, y ejerce además la labor de entrenador (usado especialmente en los países sajones)
Muchas veces los directores deportivos o secretarios técnicos se convierten en los “dueños deportivos” de los clubes, poniendo entrenadores de acuerdo a su curriculum o valía profesional para desempeñar dicha labor profesional, o en el peor de los casos “enchufando” amigos que permitan ingerencias, que les permita manejar y cumplir la labor de “seleccionador o manager” y no de entrenador por razones obvias, desde fuera (desde su despacho o móvil mediante) y ejercer la auténtica profesión anhelada.
Con respecto al captador podemos agregar que aunque no se encuentran definiciones exactas suele referirse a aquellas personas que se dedican a hacer seguimientos a deportistas con el fin de incorporarlos a determinada institución o incluso también para contratistas o empresarios deportivos. . Para esta labor no se necesita estudiar, ni hacer cursos, ni nada de esto. Sólo conocimiento futbolístico, que puede surgir tanto de haber jugado al fútbol como de observar y estar cerca de este deporte.
Anteponiendo todo esto, vemos como en nuestra querida profesión, muchos colegas emplean prácticamente toda su energía y tiempo a la función de captador, o de seleccionador. Se dedican a rastrear la isla buscando talentos para sus equipos u otros, dejando toda su labor librada a su capacidad para atraer talentos que le puedan no solo facilitar sino hacerle prácticamente todo su trabajo. No se dan cuenta que en muchos casos su éxito de captador depende de la institución que representan y no de ellos, y que este factor tarde o temprano termina agotándose cuando no se encuentren en la misma, y su poder de captación se ve disminuido. No se percatan que en la mayoría de los casos están formando a jugadores en etapas de aprendizaje y donde se cumple “la ley del tren perdido”, una vez que pasó el tiempo adecuado cuesta diez veces más adquirir ese hábito o capacidad que cuando estaba en una fase sensible, en el mejor de los casos….claro está.
Muchas veces no solo alcanzándoles con esto, sino que criticando o mofándose de aquellos entrenadores que se dedican a enriquecerse profesionalmente en las diferentes áreas técnicas con frases ya muchas veces escuchadas como la de “¿Para que vas a estudiar?, si ya esta todo inventado, o a mi no me van a enseñar nada si yo jugué en primera división”, suelen ser los comentarios más comunes.
Sin lugar a dudas que el trabajo de captación es un área muy importante dentro de la función del entrenador. No se puede desconocer este hecho, aunque tampoco se debe desconocer que solo con captar a los mejores jugadores técnicamente hablando, no nos garantiza una mejora tanto del deportista, ni del equipo, y mucho menos de nuestra labor como entrenador de cara al futuro y nuestra evolución. Nos puede facilitar el trabajo sí, pero no nos garantiza el éxito. Es mucho más fácil contrarrestar un equipo con uno o dos deportistas desequilibrantes que otro con varios y que además funcionen como un equipo que tiene claro que hacer en todo momento. La labor de captación es muy importante pero lo es más aún la de entrenar nuestro equipo de manera eficiente para sacarle provecho y mejorarlo tanto en forma individual como en forma colectiva (como equipo). La función de entrenador engloba tareas de captación, de selección y de entrenar propiamente dicho, pero no significa que se use una de estas áreas exclusivamente y se deje de trabajar en cualquiera de las otras.
Muchas veces se le engaña al deportista o a sus padres, con los colores o escudo de una camiseta, o con las posibilidades económicas de esa institución, o con la posibilidad deportiva de salir campeón o de tener éxitos deportivos y no se actúa de forma sincera diciéndole lo que realmente se va a hacer y lo que no, el proyecto deportivo a que realmente aspira y que es lo que el mismo realmente busca. No existen los programas, ni objetivos concretos, no se evalúan objetivos físicos, ni tácticos, ni técnicos, ni trabajos en conjunto por parte de ninguna institución. Cada cuerpo técnico trabaja de forma aislada. Vemos como deportistas llegan a categorías “superiores” sin manejar conceptos básicos tanto en lo físico, táctico o en lo técnico.
No existen proyectos a corto, mediano o largo plazo, especialmente en instituciones que dicen dedicarse a la salud, formación y desarrollo de los jóvenes, de preparar a quienes puedan vivir del fútbol (que serán pocos) y de la gran mayoría (que no lo harán).
La labor de entrenador hoy en día ha cambiado mucho, no es la misma de las décadas de los 60, 70, 80 ni 90. Los entrenadores están cada vez más preparados y si no lo están, se rodean de gente que si lo está, para poder comprender y analizar todo lo que sucede a su alrededor. Hoy en día el entrenador tiene que estar en constante formación, el deporte cada vez más está apoyándose en las diferentes ciencias (fisiología, bioquímica, biomecánica, nutrición, psicología, dinámica grupal) y de tecnologías modernas (informática) que tratan de controlar y comprender la cantidad de factores que se mueven y muchas veces interactúan que aumentan su complejidad.

“Las grandes obras de las instituciones las sueñan los santos locos, las realizan los luchadores natos, las aprovechan los felices cuerdos y las critican los inútiles crónicos". KIOTO

Óscar Méndez Albano.

Diferentes enfoques metodológicos en el fútbol base.

Partiendo de base de lo que no hemos aprendido tanto de jugadores, entrenadores, preparadores físicos o estudiantes es la verdad absoluta, e intentando enriquecer el panorama tan amplio que existe en los diferentes abordajes en cuanto a entrenar chicos, debemos puntualizar varias cosas:
Al recorrer los diferentes campos de juego, y entendiendo que muchas veces la labor de entrenador/educador la cumple gente con mucha voluntad, a veces padres que intentan colaborar, gente que intenta ayudar de forma “honoraria” (o por amor al arte) o monitores que están haciendo sus primeras armas, vemos como se mecanizan o se repiten formas de entrenamiento que consideramos que no siempre son las más enriquecedoras para los niños que practican este hermoso deporte.

El abandono del entrenamiento analítico para enseñar la técnica:
Vemos como se ha dejado de lado la enseñanza de este método, donde el gesto es dividido en varias fases y se le enseña al niño paso a paso como debe ser ejecutado el gesto correctamente. No se juntan más de dos acciones o gestos a la vez hasta que el niño las domine correctamente. Así luego vemos deportistas en fases posteriores (infantiles, cadetes, juveniles y etapas superiores), donde tienen “agujeros” en técnicas tan elementales como lo son las de remate con empeine, cabeceo, controles, técnica de marcaje etc. No solo que no se les corrige, sino que al permitirles seguir haciéndolo mal y de esta forma se le automatiza la ejecución errónea, y luego corregir el error cuesta muchísimo más porque para memorizar a nivel motriz un gesto lleva muchísimas repeticiones (se estima que más de 500).Es importante el contenido lúdico o de juego de las sesiones de entrenamiento, pero también lo es el contenido didáctico o de enseñanza de las mismas.

El entrenamiento aeróbico en los niños:
Otro tema es el que vemos a niños dando vueltas al campo en edades pre-púberes como verdaderos coches de formula uno. Muchos de los “misters” lo hacen porque en su etapa como jugadores ellos lo hacían y era “bueno”.El entrenamiento aeróbico en pre-púberes no mejora o no se nota una mejora significativa. No hay sentido en tener a un equipo de alevines o benjamines dando vueltas al campo porque su capacidad aeróbica no la mejorarán y porque esto se puede lograr además en el caso que si lo logren, con ejercicios o juegos donde esté en presencia el balón y donde no terminemos aburriendo al niño. Estaríamos desaprovechando además una edad ideal para enseñarles todo lo relacionado con la técnica y coordinación ya que lo absorberán con mucha facilidad.

La obsesión con el resultado:
Aquí ya no es solo quienes dirigen a los niños sino mucho peor…a sus padres.
Lamentablemente ha ido creciendo una ola de violencia física y psicológica donde se le muestra sistemáticamente al educado como se le puede y debe faltar el respeto sistemáticamente al compañero, rival, educador y obviamente también a la autoridad (arbitro) y en consecuencia a si mismo. El papel de los padres es obviamente una pieza angular, y la competencia llena un espacio que los entrenamientos no pueden cubrir, valores como son los de compañerismo, solidaridad, tolerancia a la frustración, respeto, respeto por la autoridad, enfrentar la adversidad, aceptación de un rol dentro de un grupo, etc se ven en las mismas… El resultado a edades tempranas debe ser tomado como un factor muy a segundo plano y no como un factor de mayor relevancia para la evolución del joven deportista. El objetivo primordial del niño futbolista debe ser su evolución en cuanto al aprendizaje, y que esta se logre de una forma amena y divertida.


La no utilización de los juegos de espacios reducidos como parte central del entrenamiento:
Otro factor “negativo” que vemos es ver en los entrenamientos en los diferentes clubes o escuelas partidillos de 7x7, 8x8, 9x9 etc…en espacios pequeños debido al poco espacio que se cuenta para entrenar y a veces no tan pequeños. No se corrige, muchas veces los entrenadores toman una postura pasiva, sumisa ante lo que están observando desde afuera.
En general se observa en los entrenamientos en los partidillos o pachangas :
1ero: Los niños entran poco o no entran en contacto con el balón ni en los diversos duelos que existen y que verán en el futuro durante los partidillos
2do: Se les enseña a jugar en forma estática, sin desplazamientos sin balón (en consecuencia no hay un exploración espacial y no hay una mejora o enriquecimiento en este aspecto).
3ero: Se limita mucho a jugar en forma vertical y no se mejoran las cualidades de juego relacionadas con la posesión de balón, movilidad, amplitud, generación de espacios, desmarques..etc...
4to: A consecuencia de esto, empiezan a jugar con posiciones fijas y sin o con escasa movilidad (se dividen en delanteros y defensas cuando hoy cada vez las tareas son más mixtas).
5to: Debido a todos estos factores y algunos más, empieza a haber un deterioro en la etapa formativa.
6to: Además muchas veces en los ejercicios ejecutados los niños pasan demasiado tiempo esperando su turno donde se distraen y pierden motivación para jugar (porque sabido es que al niño le cuesta mucho más que un adulto focalizar su atención por un tiempo prolongado).

Lo que recomendamos nosotros:

En niños desde los 5 a los 8 años:
Jugar todo tipo de partidillos con 2 o varias porterías pequeñas de 2x2 o 3x3 aparte del trabajo técnico-analítico. En lo físico siempre trabajos de coordinación, tanto en escalerita o con bastones o aros y obviamente juegos con balón, estimulando siempre ambos hemisferios cerebrales. Siempre al inicio de la sesión debido a que es cuando el sistema nervioso está más fresco y lo absorberá de mejor modo y quedará memorizado adecuadamente. La razón es simplemente que en estas etapas nos interesa que el niño esté en constante contacto con el balón y se esté desplazando tanto cuando ataca, defiende o pasa de una de estas a la otra. Si el número de niños es superior el niño no entrará en suficiente contacto con el balón y estaremos desperdiciando el precioso y escaso tiempo que tenemos para entrenarlo. Las superficies no necesariamente deberán ser grandes y con poco espacio se podrán trabajar varios grupos a la vez.
Elegir ejercicios donde hallan varias filas esperando y si es posible que las mismas interactúen o trabajar por parejas o tríos.




En niños desde los 8 años hasta los 11 años:
Recomendamos la estructura del 4x4 con sus diferentes variantes. (sin porterías con líneas en los fondos, varias porterías de diferente tamaño, con o sin porteros, con comodines, diferentes dimensiones etc). Obviamente no es un invento nuestro, lo recomienda la Federación Holandesa de Fútbol en sus programas (KNVB). La razón es muy simple, permite que el niño pueda percibir y jugar hacia los cuatro sectores (derecha, izquierda, adelante y atrás), que es lo que verá en el futuro cuando practique el deporte más adelante. El poseedor del balón siempre tendrá apoyos constantes cuando tenga el control del esférico. Además permite siempre manejar los principios de juego ofensivo (penetración, amplitud, profundidad, movilidad).
Al ser los espacios más reducidos que en un partido “normal” es difícil que el niño se pueda sacar la responsabilidad de encima ante una tarea a cumplir.
Se verán sus puntos fuertes y débiles más fácilmente porque estará expuesto constantemente a situaciones de duelo o 1x1.Al percibir el niño sus defectos es más probable que los pueda corregir. Además se estimulará su poder resolutivo y toma de decisión ante las diversas situaciones que se encuentre en un partido.



"El futbolista es un afortunado porque su tarea consiste en aquello que más humanos vuelve a los hombres: se la pasa jugando".

Victor Hugo Morales.


Óscar Méndez Albano.

El entrenamiento con sobrecarga. Mitos y verdades

Antiguamente se decía o afirmaba incansablemente, tanto por parte de entrenadores como de preparadores físicos, padres y todo el mundo en general, vinculados tanto al deporte de fútbol base como al fútbol cercano al alto rendimiento o al alto rendimiento mismo, de los inconvenientes o aspectos negativos que tenía para con los deportistas que practicaban la musculación.


Se repetían mitos, aspectos que nunca habían sido estudiados profundamente, que no tenían una base científica como si fueran verdades, que con el tiempo se han ido desterrando, aunque todavía se siguen escuchando y afirmando tanto por parte de padres como, lo más alarmante, de parte de entrenadores y preparadores físicos.


La musculación o entrenamiento con sobrecarga se empezó a utilizar en los diferentes deportes cuando se puso de moda en los años setenta, pero su aporte negativo vino de que la misma venía de ejercicios y métodos que no tenían mucho que ver con el deporte específico en si, sino con el físico-culturismo y se refería más a aspectos estéticos que a aspectos que mejoren el rendimiento deportivo.


Su influencia sigue hoy en día, a tal punto que todavía se sigue trabajando cuando uno ve en el gimnasio a diferentes equipos entrenando por partes o aislando músculos, como si el cuerpo estuviera dividido en partes, cuando uno hiciera un gesto deportivo solo lo hiciera un músculo solo, aislado. Además, se siguen utilizando métodos con sus cargas correspondientes provenientes del físico-culturismo, ignorando aspectos fisiológicos sumamente importantes que se dan en el juego mismo, además del tiempo de aplicación de la fuerza, que es totalmente diferente o no tiene nada que ver con un físico-culturista.


Se defendía al entrenamiento con el propio peso del cuerpo porque tenía un aspecto más liviano sicológicamente que una barra con discos, ignorando el peligro que esto conlleva, tanto en la técnica de ejecución del ejercicio como para poder controlar las cargas; y más peligroso de todo: porque se trabaja con un peso muy alto sin darse cuenta la gente que lo utiliza por su aspecto lúdico.


Mitos y verdades:

-Uno no queda enano cuando hace musculación o entrenamiento con sobrecarga.

-No pierde velocidad, ni técnica, ni coordinación. (Utilizada de forma correcta estos aspectos aumentan o mejoran).

-La musculación o pesas por si sola no hacen a un deportista ni mas rápido ni mas lento. (Sí lo hace la musculación, las cargas y los métodos empleados, todo esto sumado).
-No se puede utilizar o empezar a cualquier edad. (No se recomienda empezar con pre-púberes; primero, porque si se trabaja con altas cargas pueden haber daños óseos importantes, y, segundo, porque si se empieza a trabajar después de la pubertad todos los pequeños logros obtenidos se pierden).

-Se recomienda empezar a trabajar en la pubertad. (Es cuando hay mayores ganancias debido al aumento de hormonas como la testosterona, que hacen que los niveles de fuerza de un adolescente aumenten multiplicados por quince).

-Se deben utilizar ejercicios donde actúen grandes grupos musculares y no músculos aislados, trabajando así la fuerza intermuscular y la intramuscular además de la neuro-muscular.

-Se debe trabajar con pesos medios a altos cuidando mucho la técnica de ejecución.

-Se debe prestar especial atención a la técnica de ejecución para evitar lesiones.

-Se debe transferir o usar el fenómeno de transferencia luego de un ejercicio (sea mediante saltos o esprints) para transferir e incidir el trabajo sobre la fibra explosiva.

-Se debe trabajar fisiológicamente el sistema atp-pc (cuyas repeticiones nunca superen los 10 segundos)(usado predominantemente en el fútbol junto con el oxidativo o aeróbico).

-La fuerza ira enfocada o dirigida hacia todos los movimientos explosivos (saltos, arranques, frenadas, golpeos, esprints, remates, etc.) que existen en el fútbol y no hacia aspectos estéticos.


-Hoy en día, debido a los avances científicos en lo diferentes deportes a través de estudios de física y biomecánica, se ha comprobado que las diferentes acciones en un encuentro de fútbol conllevan una gran manifestación de fuerza en un tiempo de aplicación mínima (200-300 milésimas de segundo) y que la fuerza enfocada hacia ese aspecto tiene una importancia preponderante.



“No es la voluntad para ganar, sino la voluntad para prepararse para ganar lo que hace la diferencia”.
Paul “Bear” Bryant.

Óscar Méndez Albano

El Entrenamiento Pliométrico

Intentando hacer un repaso histórico acerca de este tipo de entrenamiento vemos como el mismo surge en los años 60 en la antigua Unión Soviética (Valery Brummel). Fue V.M. Zatsiorsky quien utilizó en 1966 por primera vez el vocablo "pliométrico".


En las décadas del 70 y el 80 diferentes científicos, especialmente en Finlandia, Italia, EE.UU. y la Unión Soviética, demostraron los beneficios que producían los entrenamientos que utilizaban ejercicios con efectos pliométricos. Fueron decisivos los estudios y trabajos de Zanon, Bosco, Cavagna, Komi, Verkhoshanski, Chu y otros que permitieron aplicar esta metodología de trabajo.


¿Qué son los ejercicios pliométricos?
Son ejercicios donde el deportista hace todo tipo de saltos y multisaltos, y que tienen por finalidad mejorar la capacidad del deportista de armonizar y coordinar el entrenamiento de la velocidad y la fuerza. Es la culminación de un proceso de entrenamiento de las cualidades de coordinación, fuerza y velocidad que permitirán que un atleta pueda:

Cambiar mejor de dirección
Acelerar más eficientemente
Ser más explosivo en los movimientos balísticos
Ser más veloz en términos generales
Frenar y arrancar más rápidamente.

Las investigaciones fisiológicas de los ejercicios pliométricos señalan dos factores fundamentales que los definen:

a) El estiramiento previo:
Por el cual un músculo que es estirado más allá de su longitud en reposo procura volver a su dimensión normal a través de la puesta en funcionamiento de sus componentes elásticos.


b) El reflejo miotático.
Este es uno de los reflejos más rápidos del cuerpo humano. El mismo es directamente proporcional a la velocidad con que el músculo es estirado. (Recordemos que en la contracción concéntrica la orden proviene de sistema nervioso central, en cambio en este caso la contracción es producida en forma refleja a nivel de la médula espinal (una contracción "pensada" llegaría demasiado tarde).


En la actividad deportiva hemos diferenciado tres tipos de contracciones musculares:
a) isométrica
,
b) isotónica -excéntrica o concéntrica-
c) isocinética.
Partiendo de la base que el fútbol es un deporte de frenar y arrancar y que el deportista está constantemente haciendo estos movimientos a diferentes ritmos e intensidades y diferentes distancias, consideramos este tipo de entrenamiento de suma importancia para generar articulaciones fuertes (tobillos y rodillas) y aparato muscular fuerte y sólido.


Razones para su empleo:

a) Tiempo de manifestación o aplicación de la fuerza (como en cualquier acción explosiva, se debe levantar el peso del cuerpo en una o dos piernas en un tiempo ínfimo (200-300 milésimas de segundo que es el contacto en el suelo).

b) La repercusión que esto tiene sobre la fibra muscular explosiva (2b) (del músculo trabajado) para que los mismos sean rápidos y explosivos.

c) El fortalecimiento de las articulaciones (tobillo y rodilla) y músculos implicados en el movimiento.

d) Acostumbrar al organismo a emitir estímulos a alta intensidad que se repetirán en los encuentros.

e) Acostumbrar a realizar movimientos explosivos donde nuestro cerebro emita movimientos con altos hertz (fatiga nerviosa).

f) Se trabajará dependiendo del objetivo en los diferentes sistemas energéticos (ATP-PC, Glucolítico u oxidativo).

Previamente a este tipo de trabajos, tanto en deportistas pre-púberes como en jóvenes y adultos, se debe insistir en trabajos de desarrollo con el uso de multisaltos de baja intensidad así como de ejercicios donde se fortalezca la zona central del cuerpo. Se debe analizar profundamente la zona de impacto donde se va a saltar y el calzado (que el mismo sea el adecuado).


Se divide en cuatro fases o niveles:
Nivel 1-Baja intensidad, entre 200-300 saltos x sesión. (multisaltos, saltos en el lugar, obstáculos pequeños).
Nivel 2-Intensidad media-baja, entre 100-200 saltos x sesión. (obstáculos medios a altos, saltos con caídas medias, etc).
Nivel 3-Intensidad media-alta, entre 50-100 saltos. (Saltos con caídas altas, obstáculos altos).
Nivel 4- Intensidad alta, no superior a 50 saltos por sesión. (Saltos con caídas muy altas y con peso adicional).


Las sesiones por semana o microciclo irán ligadas a la edad, nivel y cantidad de sesiones que el equipo tenga por semana (microciclo) aunque no deben superar las tres por semana.


Para el fútbol en este caso recomendamos lo que denominamos ejercicios pliométricos de nivel uno.

-Multisaltos en el lugar con ambas piernas en diferentes direcciones.

-Multisaltos hacia delante, atrás, ambos lados con ambas piernas en diferentes direcciones.

-Saltos con una sola pierna hacia delante, atrás, costados, diferentes sentidos, etc.

-Saltos con escalera en el suelo en diferentes sentidos.

-Saltos con conitos de 15-20-30 centímetros en todos los sentidos.

-Dependiendo de la edad, la especialidad y la historia de los deportistas se dosificará dicho trabajo.

-Los mismos deben dividirse en series y la cantidad de saltos o conos se deben contar para controlar dicho trabajo.

-Las pausas deben ser pasivas totales (caminando) y entre series entre 3-5 minutos.
Se puede encadenar con otro movimiento o gesto específico (sprint y/o remate por ejemplo).

-Se puede utilizar como transferencia de un gesto de fuerza previo.
Es un entrenamiento muy serio de la fuerza en el fútbol, muy efectivo donde un deportista cuando salta está empleando más del doble de su peso corporal en una pierna y manifestándolo en 200-300 milésimas de segundo (tiempo de contacto con el suelo). El fútbol es cada vez más explosivo y cada vez hay mas cambios de ritmo, frenadas, arranques y salidas y es a ese lugar donde debe ir enfocada nuestra metodología de trabajo. Existe abundante bibliografía que puede guiarnos de mejor manera tanto en internet, en libros y revistas especializadas en el entrenamiento deportivo.


"La posesión del conocimiento, a no ser que vaya acompañada por una manifestación y una expresión en la acción, es como el amontonamiento de metales preciosos, una cosa vana y tonta.

El conocimiento, como la riqueza, está destinado al uso. La ley del uso es universal, y aquel que la viola sufre en razón de su conflicto con las fuerzas naturales" (Hermes).

Óscar Méndez Albano

Análisis de las transiciones en el fútbol del alto rendimiento

Como se sabe, en el fútbol actual existen cuatro aspectos fundamentales más allá de las figuras tácticas y disposiciones en el campo de juego. Estos son: atacar, defender, pasar de defensa a ataque y pasar de ataque a defensa.


Como afirman diversos estudios, de reconocida trayectoria, en el fútbol de hoy entre un 25-40% de los goles son hechos a balón parado y cerca del 50% son hechos en fase de transición. El fútbol de hoy es cada vez más decisivo en su velocidad y en cómo los equipos pasan de defensa a ataque y de ataque a defensa. Sin ir mas lejos, el campeón de la liga española el año pasado fue un mas que claro ejemplo de esto y lo sigue siendo.


En este aspecto ubicaremos lo que denominamos como transición, es decir "la capacidad de un equipo de pasar rápidamente de ataque a defensa o de defensa a ataque". El manejo de la misma no tiene nada que ver con estilo o forma de juego del cuerpo técnico o del equipo.


Existen cinco tipos reconocidos:
De defensa a ataque. (Positiva).
De ataque a defensa. (Negativa).
De defensa a ataque luego de una acción defensiva.
De ataque a defensa luego de una acción ofensiva.
Concerniente a cuando proviene de un balón parado.

- Mombaerts (2000) concluye que la duración de la fase ofensiva se caracteriza por su brevedad, ya que la mayoría de los goles se consiguen en menos de 10 segundos y entre 1-4 pases se consiguen en el 75% de los goles en juego.


- Se cambia radicalmente la efectividad de los goles marcados cuando estos superan los 5 toques en las transiciones ya que le da tiempo a la defensa a replegar y establecerse o pararse.


-Transición de ataque a defensa:a) Defensa circunstancial: Se basa en retrazar el juego hasta que la defensa se establezca.


La defensa circunstancial suele organizarse en dos momentos o sub-fases:
Neutralizar el juego mediante faltas, fuera de juego o interceptaciones dado que el equipo normalmente se encuentra mal parado o con un balance negativo.
Recuperar el equilibrio defensivo posteriormente y ganar tiempo para ganar la estructura defensiva. (presión o temporización).

b) balance defensivo o defensa organizada: Se basa en una correcta posición defensiva.

Defensa organizada:Organización ofensiva o defensa presionante. (Presión ofensiva o total).
Organización en repliegue o defensa de contención (se repliega rápidamente y se da iniciativa al rival).
Defensa circunstancial (se trata de la defensa de urgencia en la fase de transición negativa o defensiva del juego).


Transición positiva o de ataque:

Ataque organizado o posicional: Se basa en cambios de orientación, paredes, triangulaciones, ataques donde hay cierta elaboración, donde se llega con mas jugadores y en forma mas elaborada.


Ataque rápido: Se basa en el juego directo y aprovechando la desorganización defensiva rival, con pocos jugadores y en pocos toques y alta velocidad).

2 formas:
Progresión Convergente (más rápido y por el centro).
Progresión Divergente (se elabora por las bandas y es más lenta).

- Es clave, como mencionamos anteriormente, la velocidad con la cual el equipo pueda llegar a la portería rival, además de la verticalidad que el equipo tenga y, luego, con el balance ofensivo que tendrá, además que se le debe automatizar a los deportistas la necesidad de terminar la jugada y no generar una nueva transición en contra.


- En el fútbol actual cada vez los jugadores corren más, los espacios son cada vez más pequeños y las velocidades de ver-pensar-operar son cada vez menores.


No basta solo con tener posesión del balón o con poner a jugadores talentosos juntos, se debe tener claro (obviamente dependiendo del nivel de los deportistas) cómo y para qué jugamos y como podemos conseguir lo que buscamos. Como dice Lucas Alcaraz: "Cada vez se juega con menos espacios en el fútbol actual, con más intensidad, con más balones divididos, con mayor contacto".


Otro aspecto sumamente importante en el fútbol actual, no sólo considerando a las transiciones y balones parados, son los goles que se consiguen cuando el equipo rival esta "en salida" o pasando de defensa a ataque, ya que al mismo le es casi imposible pasar de ataque a defensa dada la brevedad del tiempo que su oponente pasa de recuperar a atacar, y como esta predispuesto en el campo además del sector donde recupera y ataca el rival (en fase defensiva del primero).


- Y, por último, pero no menos importante, que el jugador sepa discriminar o pueda leer cuando es una transición o contra-ataque y cuando no, ya que un reconocimiento inadecuado hará que nuestro equipo esté jugando solo a una velocidad acelerada sin tener pausa y muy en forma vertical arriesgando perder mucho el balón, estirando al equipo en el campo y llegando con pocos efectivos además de poner un ritmo físico inaguantable.


"Ni los tiburones en una jaula,
Ni los leones en una pecera,
Las cosas en su lugar".
(Jorge Valdano)

Óscar Méndez Albano

Tipologías de entrenadores de fútbol

Debido a la cantidad de problemas, enfrentamientos, discusiones que hemos tenido o hemos sufrido con padres, compañeros entrenadores o preparadores físicos o directivos consideramos precisar varios puntos que expondremos a continuación:


- Existen varios "modelos" o formas diferentes en cuanto al abordaje de un plantel de deportistas, que varía mucho de acuerdo a una cantidad de variables: las edades de los deportistas, la edad del cuerpo técnico, el nivel del equipo, metodología de trabajo, la interacción del grupo, del cuerpo técnico, etc.


- Dado al avance de diferentes ciencias sociales en los últimos años como la pedagogía, didáctica , la sociología y la psicología hoy en día se manejan métodos alternativos a cómo se llevaban grupos antiguamente. Hoy se sabe que hay otras alternativas y que estas normalmente tienen muchos mas beneficios que una metodología de tipo de entrenador autoritario tradicional.


Modelo o tipología de Entrenador Autoritario
(El más común que vemos, no sólo en el fútbol base sino en categorías superiores):

- Se caracteriza por ordenar y mandar.
- Solo le importa ganar.
- Es el único que toma las decisiones.
- Se conoce o se enseña solo una verdad y una forma de ver las cosas.
- El Profesor-Entrenador es dueño exclusivamente del conocimiento.
- No hay una discusión ni cuestionamiento de lo que se enseña.
- No hay retroalimentación entre el deportista y el profesor o entrenador.
- El deportista no entiende lo que esta aprendiendo y por ende no sabe para que hace lo que hace.
- El deportista no llega a digerir el conocimiento que se le enseña y le será mas difícil poder aplicarlo.
- El Profesor-Entrenador está siempre por encima de sus deportistas.
- El conocimiento es vertical (de arriba hacia abajo solamente).


Parten de modelos clásicos tradicionales e históricos (Modelo Cartesiano), surgieron en épocas donde solo se valoraba el respeto basado en el miedo, muy comúnmente usadas en la religión y en instituciones ligadas al ejército y donde interesaba que hubiera poco cuestionamiento.

- Se maneja por normas de rigidez (sanciones, gritos, charlas constantes, enfrentamientos).
- Es el clásico Sargento de hierro o mister látigo.
- Genera normalmente mal ambiente en el grupo.


Modelo o tipología de Entrenador Cooperativo:
- Se caracteriza por siempre asumir sus responsabilidades de dirección y liderazgo, pero no por eso deja de compartir la toma de cierto tipo de decisiones en las que todos los miembros del equipo participan.
- Intenta hacer ver una forma más relativa de lo que enseña.
- Es abierto y comunicativo.
- El conocimiento es retro-alimentativo, se discute, se cuestiona dicho conocimiento.
- Crea un buen ambiente dentro del grupo.
- Sus normas deben ir dirigidas con fines prácticos, y no se deben convertir las normas en aspectos más importantes que los contenidos y objetivos de los entrenamientos.
- Intenta que el deportista entienda lo que esta haciendo para que dicho conocimiento forme parte de él y pueda desarrollarlo en cualquier situación.
- Puede parecer haber cierta indisciplina, desde afuera, especialmente cuando es evaluado el proceso por una persona con una visión clásica tradicional autoritaria.
- Las normas de la institución para cual se trabaja deben ser claras, pero las normas deben tener además un significado de acuerdo a su relevancia (No es lo mismo olvidar la camiseta del entrenamiento que robar en un vestuario, por ejemplo, o lastimar a un compañero en un entrenamiento a propósito).
-Se basa en el modelo holístico.


Entrenador o tipología de Entrenador Sumiso
(muy común, se ve mucho en el fútbol actual):

- Suele ser blando, tranquilo, apático.
- Normalmente son entrenadores con muchos años en el fútbol o ex jugadores con mucha experiencia.
- Suele actuar o trabajar con el grupo muy poco, limitándose a alentar a los jugadores y observar desde fuera tanto los entrenamientos como los partidos.
- No tiene mucha influencia sobre el futbolista.
- Se abstiene de tomar decisiones.
-Suele ser muy respetado por su veteranía.
- Existe en el grupo normalmente demasiada apatía, conformismo y relax.
- Normalmente no posee grandes conocimientos técnico-tácticos ni de entrenamiento pero maneja muy bien el vestuario y comprende al jugador.


- De acuerdo a estas tres tipologías de entrenadores podemos identificar el abordaje de la información que intentarán transmitir a sus dirigidos y si esta llegara a destino.


- Normalmente los diferentes tipos de entrenadores pueden adoptar ciertos comportamientos de diferentes tipologías pero nuestra experiencia nos cuenta que generalmente se da con bastante precisión.


"Los que hacen de la objetividad una religión, mienten. Ellos no quieren ser objetivos, mentira: quieren ser objetos, para salvarse del dolor humano". (José Coronel Urtecho)

Óscar Méndez Albano.

El Entrenamiento integrado

El entrenamiento integrado surge como respuesta a la forma que se tenía antes cuando éramos jugadores donde se entrenaba muchísimo tiempo sin balón no solo en la pretemporada sino en el campeonato mismo.


Eran comunes las pretemporadas en las playas o en los Parques, (aún se siguen viendo en muchos equipos), donde el balón no estaba, se hacían pretemporadas enteras casi o sin presencia de la pelota además de trabajos de fuerza, resistencia y velocidad sobre arena blanda o tierra.


Las pretemporadas consistían en un período general (pretemporada) donde casi no se veía balón y luego en períodos específicos o de temporada si se introducía pero nos encontrábamos que habíamos perdido muchísimo en lo técnico-coordinativo además de todo lo relacionado con la potencia y velocidad.


Para nuestra gran sorpresa desde que hemos llegado a este hermoso lugar hay profesionales que siguen empleando estos métodos que se utilizaban cuando éramos deportistas (hace casi 15 años) no solo en la base sino también en equipos de categorías superiores. Era evidente en esa época la influencia de la escuela soviética de los setenta (Platonov, Mateveiev etc) que venía de deportes que poco tenían que ver con el fútbol.


Sin dudas que en esto del fútbol, no existen verdades absolutas aunque tampoco podemos desconocer los avances de lo científico en los últimos años que nos sirve como faro iluminador ante que camino tomar.


No existe la imperiosa necesidad de sacar al deportista de su entorno para mejorar sus capacidades físicas, de hecho se puede hacer perfectamente en un campo de juego con balón.


Vemos correcto sacar a un equipo y llevarlo a un parque o playa un día para sacarlo de su rutina pero no en forma rutinaria perdiendo tiempo para trabajar en aspectos técnicos, coordinativos, tácticos, etc...


Se debe buscar integrar los trabajos poniéndose de acuerdo el preparador físico y el entrenador , enfatizando que áreas tienen mayor importancia en los diferentes períodos de la temporada pero ambos deben tener participación activa tanto en la planificación de la misma como en la puesta en acción.


Para lograr esto es necesario tener en cuenta varios factores importantes que propondremos a continuación:

El profesional (entrenador o preparador físico) debe tener conocimiento de aspectos fisiológicos para saber que se esta impactando desde el punto de vista físico( las pausas, intensidades, volúmenes, cantidad de deportistas, superficie de ejercicios, tiempo de trabajo etc) todos estos factores cambiarán el objetivo físico del trabajo.


-Lo aeróbico es mas fácil integrar que la fuerza o la velocidad:
Esto se debe a que lo aeróbico se puede controlar mediante la frecuencia cardiaca, no así la velocidad.


-Se puede hacer mediante ejercicios técnico-tácticos o circuitos técnico tácticos donde aparte de trabajar lo físico estaremos trabajando todo lo demás (técnico-táctico-psicológico).

-Se debe controlar que área estamos impactando (capacidad aeróbica extensiva, capacidad aeróbica intensiva, potencia aeróbica, capacidad anaeróbica láctica, potencia láctica etc) debido a que cada área tiene un objetivo diferente e incidir en un área en demasía puede llevar a provocar lesiones musculares que son consecuencia de un trabajo incorrecto, no surgen porque si, al azar como mucha gente afirma y piensa.

-Al deportista se le hará mucho mas divertido y corto el entrenamiento porque estará trabajando y divirtiéndose a la misma vez.

-No solo que no perderá capacidades técnico-coordinativas sino también habrá ganancias en las mismas.

-La mayoría de veces que vemos contracturas, roturas fibrilares, desgarros etc, es a que no se controla el trabajo adecuadamente, se incide muchísimo en trabajos anaeróbicos lactácidos sin buscar que el deportista queme o re-utilice el mismo (Ácido Láctico) ignorando el mecanismo de acumulación –remoción de ácido láctico de un jugador de fútbol, y que en el fútbol no se trabaja con lactacidemias elevadas.

-El fútbol es un deporte intermitente, es decir que el deportista nunca esta haciendo una actividad por mas de 10 segundos consecutivos sin parar, en consecuencia se le debe prestar mayor atención a los beneficios del entrenamiento intermitente que están saliendo a la luz en los últimos años, y que son los que se dan en el fútbol o deportes de pelota.

-Durante muchísimos años se han incorporado trabajos de otras disciplinas al fútbol como el atletismo o físico-culturismo sin haber estudiado en profundidad nuestro deporte, que características tiene , los diferentes movimientos, intensidades, duración, que tipo de movimientos son, etc...

-Recomendamos el trabajo integrado especialmente en categorías inferiores, en niños pequeños por debajo de la pubertad donde puedan entrar en contacto con el balón muchísimas veces. (en la escuela el A.F.C Ajax se buscan 1.000 contactos con el balón por sesión por ejemplo).
-Los trabajos se dividirán en bloques o series de 5, 10, 15 y 20 minutos con pausas de acuerdo a la intensidad y área funcional que se trabaje y a la duración de los bloques.

-Deberán ir como parte central del entrenamiento o al final de la sesión.

-Recomendamos al inicio siempre luego de un buen calentamiento los trabajos de Velocidad , pliometría o saltos y Fuerza.

-Estiramientos largos al final de la misma.

“En nada me pondría sobresaliente.
Solo en las ganas de ganar”.
Raúl Gonzalez.

Óscar Méndez Albano.