jueves, 29 de diciembre de 2011

Jorge Sampaoli, el técnico revelación de 2011

Marcado por el estilo de Marcelo Bielsa, se instaló como un desconocido y, a razón de resultados, comenzó a grabar su nombre a nivel continental. Su llegada a la "U" de Chile terminó de consagrarlo, con la Copa Sudamericana como su premio mayor.



Durante los inicios de la década del 90, se formó, creció y aprendió mirando al "Loco" Bielsa en el Newell's Old Boys de sus amores. Viajaba frecuentemente desde su Casilda natal, en la provincia argentina de Santa Fe, para alentar y observar de cerca las extravagantes virtudes de ese entrenador que buscaba su lugar de privilegio en el fútbol de ese país. Veinte años después y luego de pasar por distintas profesiones, Jorge Sampaoli encontró su lugar del otro lado de la cordillera de los Andes y se ganó el reconocimiento tras la mayor proeza de la "U" en su historia.

"No hay una vinculación directa con Bielsa, sí con su filosofía. Cuando uno quiere ser entrenador, mira un montón de opciones y rescata lo mejor de cada uno. Yo me fui con esa únicamente y traté de generar algo que fuera mío, pero muy cercano a esa teoría", opinó el entrenador, en dialogo con Radio 1010 de Uruguay, ante la inevitable comparación de los medios internacionales. Más allá de su metodología de trabajo y entrenamiento, casi no concede entrevistas y le huye a cualquier vínculo con empresarios del fútbol.

Irrumpió en el fútbol sudamericano con una propuesta de fútbol audaz y despojado de inhibiciones. Como dicen los chilenos, Sampaoli es, sobre todas las cosas, "El Otro Bielsa". Con un plantel sin estrellas, construye un equipo capaz de agradar y ser reconocido por la entrega de sus intérpretes. Sus particularidades trascendieron las fronteras y llegaron hasta Europa.

"Sampaoli, como Bielsa, un obsesionado del método, de la ocupación territorial y la funcionalidad táctica, ha creado en un año un equipo que la prensa brasileña bautizó como el 'Barcelona de América'. Sampaoli, asceta como Bielsa, sedujo con la promesa de que podía perder o ganar, pero que no se detendría en retóricas sin contenido. Al final, atacó y ganó", remarcó el prestigioso diario español El País.


En su juventud, jugó en las inferiores de Newell’s, pero una grave lesión le quitó las posibilidades de crecer en el fútbol grande y lo obligó a regresar a su pueblo. Siguió jugando, pero el fútbol regional no ofrecía ingresos y tenía que cumplir otras funciones. Trabajó en un banco, luego fue juez de paz, profesión en la que celebraba matrimonios civiles y firmaba certificados de defunción. En ese momento, también tuvo la oportunidad de dirigir su primer equipo: Alumni de Casilda.

En mayo de 1996, Sampaoli tocó, por primera vez, el cielo con las manos, luego de que Eduardo López, presidente de Newell’s de aquel momento, lo contratara para dirigir a un equipo de la tercera categoría, Argentino de Rosario. Lo curioso fue el porqué del llamado: el directivo rojinegro lo encontró en una foto de diario trepado a un árbol para eludir la suspensión que pesaba sobre él y dirigir a su equipo, Alumni de Casilda, en un partido local.

Sus primeros pasos importantes fueron en el fútbol peruano. Entre 2002 y 2007 dirigió a Juan Aurich, Sport Boys, Coronel Bolognesi y Sporting Cristal. En 2008, desembarcó en Chile para dirigir a O'Higgins, y transformó a un equipo pequeño en gran protagonista: finalizó tercero y se clasificó para los playoffs, donde lo eliminó la Universidad de Chile. Luego voló a Ecuador para conducir al Emelec.

Una notable campaña lo dejó subcampeón en la temporada 2010 y el reconocimiento por el gran trabajo de su equipo lo llevó a la Universidad de Chile para afrontar su desafío más importante. Lo que siguió fue una cosecha de éxitos: ganó el Apertura, la Copa Sudamericana (primer título internacional para el club) y este jueves, con un empate ante Cobreloa como local, se adjudicará la final del Torneo Clausura.

En el camino, se mantuvo invicto durante 36 encuentros y realizó la mejor campaña en la historia de las competiciones sudamericanas. Jerarquizó el nivel de sus futbolistas y capitalizó a la institución: el delantero Eduardo Vargas fue transferido al Napoli en 14,8 millones de dólares. Dinero con el que los dirigentes tienen pensado construir un estadio propio.

En un año al frente de los "Azules", su paso fue similar al de Bielsa: cuestionamientos y desconfianza al principio y superhéroe al final. Ahora lo piden como sucesor de Claudio Borghi, lo votan para mejor entrenador de América, los periodistas le piden perdón, los jugadores hablan maravillas de su trabajo. Ya no tiene que cumplir funciones de banquero, ni declarar "marido y mujer" a nadie, ni treparse a un árbol para salir en un diario, ni rogar por un trabajo. El pichón de Bielsa ya marcó su huella y registró su propia impronta en el mundo del fútbol.


Por Emiliano Lentini.

martes, 27 de diciembre de 2011

Automatismos en ataque para el 1-4-3-3. Ejemplo Ajax de Amsterdam.

















Fuente: www.futboltactico.com

Autor Juan José Vila Seoane.
Técnico Deportivo Superior.
Entrenador Nacional de Fútbol. Nivel III. R.F.E.F.
Master Profesional en Fútbol por la Universidad de Murcia.
Profesor de Táctica de la Escuela de Entrenadores del R.C. Deportivo la Coruña.

viernes, 23 de diciembre de 2011

Análisis Institucional de la base del F.C. Barcelona. "Més que un club".



En la calle, en un patio, en un parque, en un campo, a todos los niños  que les gusta jugar al  fútbol les encantaría tener un balón en los pies. No es casualidad que cuando no lo tienen presente en un juego, están imitando los movimientos como si lo tuvieran. Esto se debe a que se sienten involucrados y protagonistas del juego, porque se sienten libres de expresarse, inventar y soñar ...
Se trata de mis sueños de niño, recuerdos reales y espontáneas de este maravilloso juego y por lo que veo, y ahora miro a los ojos de todos los niños en cualquier terreno de juego, la idea de que el fútbol es alegría, auto-expresión, educación y creatividad.
Mi pasión por el Barcelona, ​​se inicia desde dentro, que expresa que cada uno de nosotros tiene esa sensación de jugador activo, autor de su propio destino y no  de ocultar sumisa y temerosamente el miedo a la derrota, que nace en primera instancia al iniciar a jugar este juego ....
En el Barcelona, ​​el juego y la diversión individual actúan en armonía colectiva,
como si hubieran 11 balones en el campo. Hay un hilo invisible que une al equipo ...
Un deseo de tener el balón y no perder el control del juego. Y si alguien lo toma
y se los quita, de inmediato se corre a su nueva conquista ... como cuando un
niño busca reconquistar su juego. Y eso es lo que siento cuando veo jugar  de esa forma y me hace sentir nuevamente como un niño ...

BREVE HISTORIA Y FILOSOFIA: "Mes que un club"
Barcelona no tiene una fórmula secreta y mágica. Su juego es claro y visible a todos, aunque tiene una característica muy fuerte, que no puede ser copiado o imitado.
Todo el mundo sabe cómo jugar, pero nadie puede tomar la pelota que pasa de una
jugador a otro, de un área a otra con tanta rapidez, que parece desaparecer o multiplicarse.
Su juego no es sólo estético, sino que captura la esencia de una filosofía, no sólo la filosofía de juego, sino también una filosofía de vida. 
 El club no sólo maneja aspectos deportivos, pero con muchas iniciativas, además promueve al  deporte y el tejido social y su  cultura. La filosofía del club es la filosofía del deporte y los aficionados catalanes. Es una  filosofía de  vida, de su cultura y la educación deportiva, que se respira desde las gradas, así como en
el campo. No hay soberbia, la arrogancia y la presunción en el deseo de que jugadores y aficionados tienen que hacer un buen fútbol y tener éxito. Pero es la sencillez, el respeto, el placer y la diversión de jugar, su fuerza. La capacidad de cada uno para jugar bajo la magia de una canción como en una orquesta, donde todos prestan atención a los otros, en simbiosis y armonía con los espectadores que están dentro y fuera de la obra.
Las raíces de la filosofía del Barça arrancan a partir de  los años 70. Donde se fundieron  el alma y técnica catalana con la idea del fútbol holandés a partir del FÚTBOL TOTAL de los años 70, que han impregnado desde ese entonces  la historia del Barça. Una fuerte impresión de que los resultados yacen  en una memoria genética y un sentido de pertenencia, que se transmite de generación en generación.
El orgullo de jugar por su pueblo lleva al Barça a la prensa, a defender con mucha determinación esta forma de sentir el fútbol. La conciencia de sus raíces, su historia y la cultura crea tan fuerte el sentimiento de pertenencia, que permite a los jugadores a reconocer y ser reconocidos a través de la filosofía del juego, de su club  y de su gente.

LA CANTERA.
El área de fútbol base del Barcelona llamado  Cantera, es un proyecto que comenzó hace mucho tiempo, encargado por el presidente Núñez (1979) y Johann Cruyff, fueron quienes crearon el mismo y luego fue llevado a cabo en los últimos años   por los entrenadores que han seguido con esta filosofía.
Todos los chicos de la Cantera  se entrenan en  la Ciutat Esportiva de Joan Gamper, que toma su  nombre del primer  presidente del Barça, un complejo deportivo en Sant Joan Despi que está situado en la zona periférica de Barcelona. La Ciutat Esportiva  (137 mil metros cuadrados) se compone de 4 campos de
césped artificial y 5 de césped natural (8 del mismo tamaño, 105 metros a 68 metros, 1 para el juego de fútbol siete), de los cuales 2 están reservadas para el primer equipo, un pabellón Polideportivo utilizado por los equipos de baloncesto, balonmano, fútbol sala y voleibol, un edificio Tribuna, que consta de recepción, oficinas, salas de reuniones, vestuarios, instalaciones para jóvenes de la zona (Vestuarios, enfermería o primeros auxilios, área común), un palacio  Comercial que pronto será una nueva estructura de datos, La "Masia", el nuevo Colegio de 4.500 mts. El Barcelona es un Club deportivo que incluye en su interior otros deportes (baloncesto, balonmano, fútbol sala, ​​etc).
Además de otros deportes, ​​la sección de fútbol incluye a los jóvenes llamado "Fútbol Formativo" que consta de 13 equipos de jóvenes,  del Barcelona B, ​y los cuatro equipos femeninos.


 ESTRUCTURA Y ORGANIZACIÓN DE LA CANTERA.
El Futbol formativo consta de 13 equipos que están compuestos de un total de alrededor de 210 niños, de 7 a 17 años. Además de estos,  hay 2 equipos deportivos profesionales.
Los no profesionales además están compuestos por chicos de Juvenil A de
17 a 18 años.
El  Barcelona  B participa en la segunda división española, con la posibilidad de descenso, pero no de promoción. La edad de los chicos jugando en el Barcelona B va desde 18 hasta los 26 años, y casi todos provienen del futbol base. Todos los jugadores del B pueden ser citados por el primer equipo del F.C. Barcelona.
El 80% de los chicos que componen la Cantera provienen de Cataluña. Para los niños que viven a menos de 150 km de Barcelona, ​​hay 15 taxis que todos los días van a recogerlos y los llevan a su casa, y los que viven más allá de esa distancia residen en La Masía,  la residencia del club. Los costes de la gestión de fútbol base vagan sobre unos 20/25 millones de euros, en comparación con una facturación global aproximada  de 450 millones del club  de euros, lo que representa 4.5 / 5% del presupuesto.

Guillermo Amor es el director de la Cantera y el coordinador de los profesionales
Barcelona B y Juvenil A, mientras que desde el Juvenil B a la categoría Pre-benjamín,
el coordinador es Alberto Puig. Los equipos realizan 3-5 entrenamientos por semana además del encuentro.
Cada equipo se compone de:
El primer  entrenador, ayudante o 2do entrenador, fisioterapeuta, encargado de materiales,delegado y directivo además de los jugadores.

Los 13 equipos de Fútbol son los siguientes:
Prebenjamín: 7 / 8 años.
Número de niños: 12
Número de entrenamientos a la semana: 3
Tiempo de  juego: 2 x 25 '

Benjamin C:  8 / 9 años
Número de niños: 15
Número semanal de entrenamientos: 2 / 3
Tiempo de juego: 2 x 25 '

Benjamin B:  9 / 10 años
Número de niños: 11
Número de semanal de entrenamientos: 3
Tiempo de juego: 2 x 25 '

Benjamin A: 9 / 10
Número de niños: 11
Número semanal de entrenamientos: 3
Tiempo de juego: 2 x 25 '

Alevín D: 10/11 años
Número de Niños: 13
Número semanal de entrenamientos: 3
Tiempo de  juego: 2x25 '

Alevín C: 10/11 años.
Número de niños:13
N º Entrenamientos por semana: 3
Tiempo de  juego: 2 x 25 '

Alevín B: 11/12 años
Número de niños: 11
Número de sesiones por semana: 3
Tiempo de juego: 2 x 25 '

Alevín A: 11/12 años
Número de niños: 12
Número de sesiones por semana: 3
Tiempo de juego: 2 x 25 '


Infantil B : 12/13 años
Número de niños: 21
Número de sesiones por semana: 4
Tiempo de juego: 2 x 40 '

Infantil A: 13/14 años
Número de niños: 22
Número de sesiones por semana: 4
Tiempo de juego: 2 x 40 '

Cadete B: 14/15 años de edad
Número de niños: 24
Número de Sesiones / Entrenamientos por semana: 4
Tiempo de juego: 2 x 40 '

Cadete A: 15/16 años
Número de niños: 21
Número de entrenamientos: 4
Tiempo de  juego: 2 x 40 '

Juvenil B :16/17 años
Número de niños: 25
Número de entrenamientos: 4
Tiempo de juego: 2 x 45 '

Juvenil A:17/19 años
Número de chicos: 18
Número de entrenamientos: 4
Tiempo de  juego: 2 x 45 '


Barcelona B: 18/26 años
Número de futbolistas: 25

 LA MASÍA: LA CASA.
La Masía es una residencia señorial que a partir de 1979, se convirtió en la sede del club
de la cantera del Barcelona, ​​que viven en él 60 niños de 12 a 18 años que juegan en el club Culé. De estos 60, 48 juegan al fútbol, ​​otros 12  practican otros deportes. Además de los 48 niños que viven en la Masia hay otros, unos 35, que viven en la ciudad de Barcelona y almuerzan y estudian después.
Sólo después de la formación de nuevo vuelven con sus familias. La Masía está dirigida por el pedagogo  Carles Folquera,  con dos directores, 6 profesores, una Psicóloga y 3 educadores sociales  que permanecen toda la noche con los chicos y un educador para reforzar clases particulares para quien lo necesite. El modelo de educación se adapta a las necesidades del niño, a través de una reunión inicial con el psicólogo tratando de entender cuál es la mejor estrategia a tomar. El club exige a todos los niños en La Masía a estudiar obligatoriamente  hasta los 18 años. La relación con los entrenadores es constante, son continuamente informados sobre el rendimiento escolar y comportamientos que los niños tienen dentro de la estructura. La Masía es un gran familia, una casa, un lugar donde los niños crecen juntos en una atmósfera positiva,
donde se crean relaciones fuertes con los amigos, donde se les enseña a respetar, las normas, el compromiso con el grupo de estudio y la importancia de estar juntos. 
Dónde la misma transmite el valor de la familia, la importancia de sus orígenes, sus raíces no se deben olvidar. La educación que se lleva adelante en la Masía, el papel de la familia es fundamental, es el contacto continuo y cotidiano, jugadores como Messi, Iniesta, etc han crecido en La Masía, ya que provienen de familias que constantemente están presentes. Independientemente de los resultados deportivos, ​​el club quiere que los jóvenes tengan estilo de vida saludable y pretende ayudarles a ser felices con su estilo de vida.

Cada mañana los niños van acompañados de bus en las mejores escuelas locales.
Emprender un camino largo con buenos resultados donde el plan de estudios se considera esencial para la formación integral del niño. Volver a las 14.00 para el almuerzo y comenzar a estudiar nuevamente de 15,00 a 17,00 hs, dependiendo de la hora de entrenamiento de cada uno  donde culmina dicha obra.
 A las 21:30 a cenar, y después de un momento libre, ir a la cama a las 23.30 horas. Alcohol y tabaco prohibidos.
 

FORMAR Y GANAR: "Contenido de la Educación"
Los entrenadores de futbol  del Barça siempre han sido necesarios para lograr el éxito sin olvidar la tarea de formar. La enseñanza y la formación son dos aspectos por encima de cualquier objetivo. Los resultados siempre vienen a través de un deporte, nunca son fruto de la casualidad, sino que son una consecuencia lógica de un proceso. Y es esta dinámica evolutiva del proceso que crea las condiciones contextuales y relacionales, que se realiza a través de la difícil tarea de formar. El cuidado y la atención por los pasos del proceso se llevan a cabo a través del proceso de crecimiento. La fase de la observación es quizás la más importante y delicada, aprender sobre el niño - educado, el aprendizaje y tratar de entender los aspectos relacionados con él, es de suma importancia. La observación es muy importante para la emisión del juicio, para cambiar de vez en cuando el ángulo del punto de vista, en una interacción activa y participativa con el niño.  Evaluar y volver a evaluar, a través de la observación que nos permite captar los cambios posibles, conocer al niño, sin prejuicios y sin juicios. Saber escuchar sin necesidad de llenar los espacios de la relación que le permite al niño expresarse y darse a conocer. A menudo, las palabras entrenador -  maestro son "demasiados" y caen sin dar tiempo y espacio de compartir. Tiempo y espacio son conceptos fundamentales en el fútbol como en la vida.


Nunca debemos olvidar que tanto la enseñanza como  el aprendizaje son aspectos que interactúan, si no se aprende no se enseña. Al vivir en un club como el Barcelona, en él  hay que introducir un espíritu competitivo ya que es lo que necesitan  los  equipos para que sean llevados a la  victoria por estos chicos. Los chicos deben de acostumbrarse a ganar y encontrar los recursos y la motivación interna para ganar de nuevo, en búsqueda constante de mejoras en lo personal y en el equipo. El resultado en este sentido se convierte en algo muy importante porque le da sentido y significado a la trayectoria, premiar el esfuerzo y recompensar al niño por parte del entrenador. Pero ganar no es incompatible con la buena formación, si esta claro que la victoria pasa por un proceso de educación. Aprender a hacerlo bien durante el entrenamiento, a través del compromiso y el sacrificio y el altruismo, la cooperación, el coraje y determinación. El individualismo y la diferenciación  deben ser un recurso y no una amenaza para el grupo (que puede ocurrir cuando el ego se vuelve en contra del grupo). En este sentido, uno de los pilares de la filosofía de Barcelona es que el talento es talento sólo cuando se pone a disposición del equipo. Messi, que es el mejor jugador, es el ejemplo concreto de lo que funciona en este Barça. Como decía Picasso, "La inspiración existe, pero se encuentra trabajando." El trabajo, la disciplina y la perseverancia son valores esenciales para alcanzar la cima.
El modelo de juego  que el Barça propone (activa, determinado y valiente) le permite trabajar al niño de una manera positiva, en su convicción, con la participación activa, la confianza, la autoestima y la capacidad de asumir la responsabilidad de elección en el juego.



 EL PAPEL DE LOS ENTRENADORES.
El deporte, considerado como un medio para educar, se basa en la actividad como
aprendizaje, como una prueba en sí misma, como un intento y deseo de cambio y
auto-mejora. Es esta figura del educador - entrenador en la vida real del Barça, que cumple una función y es un  pilar fundamental en la formación del niño. La principal tarea de los entrenadores de la cantera consiste en la voluntad incansable de animar a la persona, teniendo en cuenta el bienestar psicológico y social,  la superación de la propias limitaciones, dificultades y necesidades, que sean parte de su crecimiento.
El educador - entrenador debe  vivir cada día con los chicos en una relación continua, operativa e intencional, debe formular y ejecutar programas de educación para el desarrollo potencial y para el crecimiento personal. Este trabajo se desarrolla en estrecha colaboración con  La Masía y los  educadores, en una red permanente de relaciones, que también involucra a la familia, considerada como fundamental. El entrenador se convierte en un punto de referencia para los niños y la eficacia de su papel depende en gran medida de la capacidad de entrar en relación con ellos, a través de la escucha, la observación, la comprensión empática, la  proximidad, la disponibilidad y el afecto que son pasos cruciales para mejorar a la persona.


El objetivo de este proceso radica en la adquisición de una buena autonomía personal, la capacidad de superar las dificultades del niño y las posibilidades de conciencia, para reconocer y tratar con ellos, para lograr la paz y la prosperidad. Los objetivos educativos del equipo son los de lograr una capacidad cooperativa dentro de las normas acordadas. Ambos aspectos se consideran esenciales. La filosofía del Barça es la capacidad de comportarse bien en un grupo resaltando valores colectivos y cooperativos. Para lograr estos objetivos se trabaja para crear un ambiente de aprendizaje intencional, en el que la orientación técnica y la formación del grupo se fortalezca. Este permite al grupo para formar al individuo en una relativa autonomía a través de la dinámica interpersonal correcta. La confianza, la seguridad, la honestidad y la coherencia son cualidades esenciales de un buen entrenador. Es importante que el entrenador sea creíble, este informado, motivado y consistente. El entrenador del equipo debe tener energía, carisma y autoridad.
Los niños entran en la cantera orgullosos de ser elegidos para pertenecer a un mundo que los acompaña a través de toda la ruta que van a recorrer. El entrenador - profesor puede trabajar motivando de forma cotidiana a los educados. La motivación ayuda a los niños a superar la fase de ejercicios  técnico - tácticos, llenos de  carga y dificultades que ven todos los días de entrenamiento y  que pueden sufrir lógicamente debido al trabajo que se lleva a cabo. El trabajo técnico aplicado con el balón, siempre presente, ayuda a entrenar a que los chicos se sientan menos fatigados, el aspecto de entretenimiento es fundamental para superar los inevitables momentos de alienación.
Realizar entrenamientos divertidos siempre puede encontrar nuevas motivaciones y encontrar nuevas energías.


CRITERIOS DE SELECCIÓN DE TALENTO.
 Al elegir a un niño / joven que entra en la cantera, muchos  aspectos se deben considerar, y ninguno es absoluto: tiene que ser inteligente, rápido, técnico y con un carácter por determinar. 
Estos valores no son esenciales en términos globales y  puede ser compensado por otras cualidades. Hay muchos aspectos que son importantes para los técnicos a tomar en consideración antes de la presentación de un jugador. No sólo las capacidades físicas o técnicas, pero es muy importante tener en cuenta el carácter, el espíritu de sacrificio, la fuerza de la mente, los aspectos de la personalidad que son parte de la evolución  del chico. De 13 a 15 años de edad es cuando se comienza a hacer la primera selección de talentos. A esas edad, es la que llegaron futbolistas como Iniesta, Messi, etc ... 
El niño comienza a tomar forma y surgen los rasgos esenciales para aquellos que quieren convertirse en futbolistas. Tenemos que esperar hasta el final de la adolescencia para saber qué tipo de personalidad y las actitudes que se desarrollarán.
La idea común es en muchos Clubes es que los niños más altos, con un físico más desarrollado serán más competitivos que los pequeños, aunque estos sean más rápidos y técnicamente más calificados. La fuerza física puede garantizar resultados inmediatos, pero no a largo plazo. En el Barcelona sin embargo, el físico no es en sí mismo discriminatorio, como lo demuestra el hecho deque los jugadores del Barça están en promedio entre los más pequeños del mundo.

Para llegar al primer equipo, hay tres áreas que hay que tener en cuenta:
· Fútbol: técnico, táctico, físico
· Psicología: la actitud, el carácter, la mentalidad
· Social: los valores que han recibido, las personas cercanas.

MODELO DE JUEGO
El Barcelona  desarrolla un juego de posesión del balón, hecha de una forma  rápida, de mucha cantidad de pases, basado en una técnica individual del más alto nivel de todos sus integrantes donde aturde y debilita los rivales. Muchas veces ni intentan presionar, ya que la circulación del balón es tan rápida que le impide hacer esto.
Esto requiere una gran capacidad  técnica individual y colectiva. Todos los jugadores que participan en la fase defensiva y ofensiva lo hacen de forma cooperativa y sacrificada. El progreso a través de la posesión le permite al equipo estar siempre corto y compacto y tiene menos gasto de energía física. El 4-3-3 es  clásico de Barcelona, esquema en el que se forman triángulos continuamente, desde la defensa al ataque: es todo un juego posicional , que atrae a los oponentes fuera de su área y que siempre trata de atacar en superioridad numérica, siempre "1 v 1" en sectores ofensivos y de  "2 o 3 a 1" en sectores intermedios y ofensivos, y es desde aquí que viene el poder de 4-3-3, debido a que las combinaciones cortas y rápidas son la mejor manera de formar pequeños "rondos" por el cual no sólo tendrá  éxito la posesión del balón sino también para progresar, en caso de pérdida de la pelota, mantener la superioridad numérica sobre el adversario, un oponente constantemente presionado por dos o tres jugadores. Es por eso que el 4-3-3 no es negociable, porque si quieren desarrollar esta filosofía de "juego posicional" en la apariencia muy  creativo y de presión alta en el aspecto destructivo, este esquema es sin duda el más apropiado para llevar a cabo este modelo de juego  con éxito.
"El Fútbol  total  es reconstruir una y otra vez el espacio del terreno de juego, crear espacio y entrar en él” dijo Barry Hulshoff, el gran defensor de los años 70 del A.F.C. Ajax.


 MODELO DE ENTRENAMIENTO.

La formación del modelo Barcelona se basa en un enfoque complejo - sistémico
que busca desarrollar de forma integral al jugador. Cuerpo y mente son uno, el
futbolista es percibido como un sistema abierto capaz de interactuar y retroalimentarse con el ambiente externo.
Ambiente, que determina, a través de estímulos externos, que los desequilibrios del
jugador, a través de la auto – organización, que esté tratando de conseguir una nueva forma de equilibrio. Gracias a esta capacidad de adaptación del jugador, el mismo es capaz de aprender de su experiencia, adquiriendo información del entorno, los procesos y, finalmente, actuando en consecuencia.
Los sistemas son todos totalmente  integrados (Jugador = Unidad significativa), cuyas características no se pueden reducir solo a las entidades de nivel inferior (fuerza, resistencia, técnica, etc.) sino a la totalidad de todas ellas sumadas.  En el enfoque sistémico "Más es diferente", el todo es mayor que la suma de sus partes, las propiedades de las partes por si solas no pueden ser entendidas.
Sólo por poner en un contexto más amplio en el que se encuentran, dada la organización
establecida. 


El pensamiento sistémico toma en cuenta los valores y las relaciones e interacciones que cada aspecto entreteje con la otra persona que pertenece al sistema, este punto de vista sistémico e integral dispone lo siguiente y su mutua interacción.

En consecuencia se ve al proceso  como:
- El juego como una realidad indivisible: las fases y subfases se pueden distinguir, pero nunca por separado.
- El jugador es una unidad funcional: hay que tratar de optimizar todos los
eventos, no es uniforme, algunos generales y otros especializados.
- La prioridad es el juego y la habilidad de los jugadores les sirve para expresarse: la prioridad no es mejorar en la fuerza, correr más rápido, sino que es actuar en armonía con los que juegan y el juego en sí. No se distinguen valencias aisladamente.
-Nadie juega mejor al fútbol porque es mejor físicamente, es importante
analizar el aspecto cualitativo de las intervenciones asociadas.
-A partir de la descripción de la operación es posible hablar de las funciones (tareas), no antes. Y es el funcionamiento que estabiliza la especificidad de las funciones, lo que la origina y nunca vice-versa.
- El contexto determina el valor del jugador: es inseparable de lo que hacemos
dónde y con quién lo hacemos. Hay jugadores que influyen al ambiente y al revés.
- La complementariedad se establece por las similitudes: hay que alinear al máximo
número de jugadores que se sienten e interpretan el juego de la misma manera.
- Poner en duda lo que parece lógico. Las cosas pueden ser diferentes a como pensamos siempre.
-El jugador, como productor de conocimiento y el portador del modelo el que crea el significado. El jugador no es un objeto, un documento o folio a ser llenado, el entrenador no puede transformar al juego en lo que pretende. Se deben conocer, respetar y hacer visibles las propiedades que emergen de la interacción de los jugadores inteligentes. Tenemos que desarrollar espacios colectivos que tengan significado, generar una comunicación retro-alimentativa. Las propuestas parten de parte del jugador.
Este enfoque genera información del entorno que le permite una auto-adaptación:
-Generar movimientos que elementos coordinativos de base que apoyen todo lo técnico. Se realiza mediante acciones específicas, muy similares al juego real.
-A partir de la descripción del funcionamiento es posible hablar de la competencia, no antes. Es el funcionamiento que estabiliza la especificidad de la función, lo que la origina y nunca es al revés.
-El contexto determina el valor del jugador. Aquello que hacemos es inseparable de donde y con quien lo hacemos. Son jugadores que de esta forma están condicionando al contexto y vice- versa.
-La complementariedad se estabiliza sobre la similtud: es importante alinear el máximo posible de jugadores que sientan esta forma de jugar juntos.
-Los jugadores como portadores del conocimiento y del modelo: son los jugadores que crean el significado. --El entrenador debe descubrir, respetar, hacer visible y potenciar la propiedad que emerge de esa interacción inteligente que surge entre el jugador y el equipo. Debe elaborar el espacio del significado colectivo, crear un lenguaje del juego a partir de su relación específica. El propósito parte del jugador.
-De este enfoque surgen las indicaciones que se le darán en los entrenamientos para entrenar su auto estructuración.
-Formar elementos del movimiento que tengan aspectos del juego específico que sirvan como base para su juego.
-Propuestas condicionales básicas para algunos sistemas funcionales del jugador.
-Estimular situaciones preferenciales: ejercicios relacionados con compañeros/adversarios/objetivos que pongamos en consideración como la esfera socio/afectiva-emotiva/volitiva del futbolista.
Los objetivos del entrenamiento son de adquirir una condición física y un nivel técnico adecuado, desarrollando el propio talento dentro del sistema de juego. Para hacer esto se trabaja sobre todos los aspectos técnicos, el tiro, la  conducción, el 1v1, el cabeceo, aunque sobre todo el pase y el control orientado (el 60% del trabajo se basa sobre estas valencias técnicas fundamentales). 
-El pase y el control son muy importantes en dicho modelo de juego, donde el club  basa su juego, aunque a nivel juvenil, en la circulación del balón y en el ritmo de juego.
- El balón esta siempre presente en el entrenamiento.
- En el fútbol base no se trabaja basados en los resultados aunque si en el estilo de juego, es importante vencer jugando bien al fútbol, teniendo un buen comportamiento con los rivales e intentando hacer muchos goles.
-Messi ha dicho en muchas veces “De pequeño te  enseñan no a jugar para ganar, sino a desarrollarte en las diferentes  capacidades como jugador.
- En el Barça, somos entrenados todos los días con el balón, casi nunca he hecho un entrenamiento sin un balón en mis pies. Se desarrolla una forma y un aprendizaje que evoluciona tus capacidades”.


La figura del preparador físico viene recién a partir del Juvenil B. La preparación física viene recién a partir de los 16 años. Antes de esto, siempre todos los trabajos se hacen en forma global, utilizando movimientos y ejercicios funcionales del juego.
 Para permitir un correcto desarrollo de todos los chicos, los entrenadores les obligan  a participar como mínimo el 40% de los partidos a todos los integrantes del equipo. Todos los equipos utilizan el sistema base del primer equipo de 1-4-3-3 y de la variante ofensiva de 1-3-4-3 así como su modelo de juego.

Los aspectos que se trabajan más que nada son a nivel ofensivo, elección de línea y ángulo de pase (con el pie, a raz del suelo, cambio de orientación), a nivel defensivo: marca, cobertura, anticipo y presión. Cada semana de entrenamiento prevé un objetivo técnico, táctico ofensivo y defensivo.

La estructura de las sesiones esta dividida en cinco fases:

1)      Calentamiento. No es hecho nunca de forma aislada sin balón. Siempre es hecho en presencia del mismo.
2)      Primera parte: Trabajo específico de técnica mediante combinación de gestos específicos.
3)      Segunda parte: rondos, juego posicional, posesiones, ejercicios con posiciones definidas.
4)      Partido 7v7 con y sin utilización de comodín, mini partido de tres equipos, refiriéndose a los objetivos de la sesión.
5)      Vuelta a la calma: sirve para crea un hábito en el jugador de base.

Medios para el entrenamiento:
Los medios que se utilizarán en todas las categorías son la posesión del balón, el juego posicional, los rondos, los ejercicios de posesión con el mantenimiento de posiciones, donde si hay contenidos y objetivos técnicos, tácticos, la organización colectiva si es en fase de posesión o no posesión. Los juegos de posesión son esencialmente posesiones con relación al sistema de juego.


-Se observa una evolución /especialización de la posesión del balón.
-Es indispensable para entrenar el rol que cumplirá en los encuentros.
-Líneas de pase, desmarques, control, y todo lo referente a lo técnico/táctico en cuanto al trabajo táctico de gran especificidad.

Algunos ejemplos utilizados en el fútbol base:
2v2 + 2 comodines - espacio 10 x 10 metros - balón a ras del suelo.
4v4 + 3 comodines - espacio 25 x 20 metros-  balón a ras del suelo.
5v5 + 2 comodines - espacio 35 x 20 metros-  balón a ras del suelo.
6v6 + 2 comodines-  espacio 35 x 30 metros-  balón a ras del suelo.
7v7 + 3 comodines-  espacio 40 x 30 metros-  balón a ras del suelo.


 ‎"No aspiro a fichar por el Barça, aspiro a que un día me dejen jugar un partido con ellos".    Ganso (jugador del Santos).

Fuente: 

-SETTORE TECNICO F.I.G.C.
UEFA PRO LICENCE
Anno 2010/2011
TESI
UNA SETTIMANA NELLA “CANTERA” DEL
F.C. BARCELLONA
RELATORE CANDIDATO
FERRARI FRANCO BERTOLINI MILENA
-Apuntes "Fútbol Base Albert Capellas". 

 Óscar Méndez Albano.





































jueves, 22 de diciembre de 2011

Una sesión de entrenamiento del sub 18 (Juvenil B) del F.C. Barcelona.





Jueves 17 de febrero de 2010.
17 horas.

Entrenadores:
Óscar García.
Marc Huguet.
Quique Alvarez.


Presentación:
Sesión bajo lluvia. Una sesión cuyos objetivos tácticos fueron:
-Juego en profundidad.
-Juego en triángulo.
-Apoyo-sostén.
-Transición ataque-defensa.
Intentaremos exponer las recetas del éxito del F.C. Barcelona tanto en la base como al más alto nivel.

El trabajo comienza con la explicación por parte del cuerpo técnico al plantel del trabajo a llevar a cabo en la sesión.




Ejercicio 1. Carrera continua y coordinación.
Todo el equipo comienza con dos vueltas suavemente alrededor del terreno de juego para levantar la temperatura corporal de forma gradual, para luego realizar ejercicios de movilidad coordinativa   (skipping, rodillas arriba, talones, amplitud de zancada, estiramientos activo-dinámicos). Luego de esta secuencia, los jugadores se manejan solos. Es la única parte de todas las sesiones que presenciamos que se hace sin balón.
Tiempo: 10´.



Ejercicio 2: Rondo.
Los jugadores formarán tres grupos de “Rondos” tradicionales. Se juega solo a 1 toque, deben buscar cualidades técnicas como la anticipación y rápida toma de decisión. Nunca habíamos asistido a un rondo tan reducido de apenas 3 metros de separación y de pases tan reducidos, y a su vez de velocidad de circulación del balón tan rápida. Muy alta velocidad de ejecución.
Tiempo: 10´.






Ejercicio 3.
El juego en que todos los equipos de la cadena ponen mucho énfasis, todos los días,  cambiando el número de futbolistas y de espacio, incidiendo en la pérdida del balón y de la transición defensiva. Los jugadores deberán cambiar rápidamente de mentalidad ofensiva a defensiva. En un ejercicio 10 v 7, el balón debe circular libremente entre los compañeros del equipo y los dos apoyos en dos bandas (dos porteros jugando con los pies) y los cuatro apoyos (2 en cada lado) en las otras dos bandas. Variar constantemente el juego y los pases y cambiar constantemente el sentido al juego.
Los porteros deben jugar con los apoyos por banda o con el otro portero en frente.
Mucha intensidad en el ejercicio.
Tiempo de trabajo: 15´.



Ejercicio 4.
Búsqueda de profundidad (ejercicio global).
Ejercicio de 7 (jugadores de campo en organización estructural) v 6 ( 5 jugadores + 1 portero). Los atacantes se posicionan en 3-1-3  y los defensas en 1-4-1. El ejercicio se inicia desde el círculo central. Los atacantes, presionados por los defensas, intentan progresar mediante una buena, rápida y segura circulación del balón buscando profundidad y jugando con el centro delantero que estará siempre buscándole las espaldas a la línea de cuatro. Cuando se pierde el balón, se comienza nuevamente desde el centro del terreno de juego. Apoyos constantes, buena circulación y explotación de los espacios libres.
Tiempo: 15´.





Ejercicio 5.
Búsqueda de la profundidad (ejercicio analítico).
Mismos principios que el ejercicio anterior, aunque ahora se colocarán 4 muñecos (se pueden utilizar estacas u otros objetos),  que cumplan con el fin de simular a una línea de cuatro defensas.
B hace un desmarque de apoyo, A se la juega a el, que a su vez jugará en apoyo con C, este juega en profundidad a D que desbordara y centrará o buscará profundidad y finalizará la jugada, entrando el otro extremo D y el centro delantero B para definir.
Se hará de ambas bandas con la misma secuencia de pases y efectuando algunos cambios en el orden de los pases.
Tiempo: 15´.





Ejercicio 6.
Remates libres por detrás de los 16 metros con la utilización de una barrera con maniquíes o de  madera. Se hace una competencia durante la misma.  Ambiente muy distendido. Luego se juntan los materiales y se procede a hacer la vuelta a la calma con estiramientos estáticos.


Traducción al español : Óscar Méndez Albano.

Fuente: www.entraineurdefoot.com
Mag. N.58.










martes, 20 de diciembre de 2011

"Nunca he estado más de dos días sin tocar la pelota"


Xavi Hernández tiene una espina clavada desde que en 2006, en Yokohama, el Barcelona perdió la final contra el Internacional de Porto Alegre. Pese al triunfo de 2009, el medio recuerda la derrota y no se fía. A los 32 años, regresa al lugar de los hechos, consciente de la dificultad de ganarle en la final de hoy (11.30, Telecinco) al Santos, un equipo al que respeta por encima de Neymar.
Pregunta. ¿En qué nota la veteranía?
Respuesta. En que cada vez me cuesta más recuperarme. Ya no es lo mismo. Antes acababa los partidos espitoso y ahora cansado, reventado. Al día siguiente, al levantarme, me duele todo. Ya no tengo 20 años y los partidos me pasan factura. Antes de los encuentros estoy menos inquieto, con más calma.
P. ¿Tiene la sensación de qué se le acaba la cuerda?
R. No, porque estoy disfrutando. No quiero ni pensarlo. Dos, tres, cuatro años, a ver cuánto duro. Depende del cuerpo, pero también de la cabeza, de si estás alegre... Yo me lo paso bien, sigo encontrando motivaciones. El Bernabéu, el Mundialito... son cosas que te cargan las pilas aunque estés tieso. Como ahora. Vamos a jugar contra el Santos, un histórico. ¡El Santos de Pelé! Estas cosas son un regalo. Y son buenos... Todos hablan de Neymar, que es muy bueno. Pero Ganso tiene mucha clase. Son fuertes físicamente, técnicamente brasileños...
P. ¿No le da cada vez más pereza ir a jugar a según qué campos?
P. Tal y como está la vida, como lo está pasando mal la gente, jugar en mi casa, en el mejor equipo del mundo y que me paguen... ¡Qué va! Tengo una suerte que no la merezco y me levanto súper feliz. Además, tengo un reconocimiento profesional de compañeros y aficionados que nunca hubiera soñado. ¿Pereza? Para nada. El mejor momento del día es levantarme para ir a entrenarme. Yo me levanto, pienso en el rondo y ya estoy enchufado.
P. ¿El Balón de Oro?
R. Es bueno para el fútbol que lo gane una persona tan normal y tan sencilla como Leo. Futbolísticamente no hay dudas, es el mejor. Me atrevo a decir que será el mejor de la historia. Leo se merece todo por lo que hace. Marcar la diferencia en cada partido es muy difícil. Además, con la necesidad de estar como una bestia físicamente porque si no es imposible competir... Tiene un mérito tremendo. Siempre digo que a mí me hace mejor. Yo tampoco me siento el mejor del mundo, y no entiendo el fútbol como una cuestión individual. En el fondo es injusto porque el portero no ganará nunca. A mí con estar entre los mejores ya me basta.
P. ¿Le ha faltado ser más mediático?
R. Qué va. No fuerzo nada. No tengo twitter ni facebook porque no le veo la gracia. Soy muy sociable, pero con la gente que veo, que se me acerca... A mí me gusta jugar al fútbol. Lo demás, fuera, no me interesa. Yo con la pelota tengo suficiente.
P. ¿Es más difícil competir ahora que cuando empezó?
R. Sí, ahora todo el mundo esta súper preparadísimo, la exigencia es mayor. Cuando llegué, valía con saber jugar. Ahora has de estar físicamente muy fino y ser muy resistente.
P. La sensación es que piensa mucho y corre poco, pero los datos demuestran que no para en el campo...

R. Pienso mucho y corro lo justo y necesario. Siempre estoy en movimiento, eso es verdad, porque donde va la pelota voy yo. Pero veo a muchos delanteros del equipo rival que se pegan unas palizas detrás de la pelota y no tocan una. Y yo voy corriendo, la voy tocando, me lo paso bien... 200 pelotas. Acabo baldado, pero me lo paso bien.
P. ¿Y cómo recupera?
R. Durmiendo.
P. Decían que el Tour se gana durmiendo...
R. Hago siestas de cuatro horas, cinco... Y los días de partido, también. Yo me meto una siesta antes de jugar en el Bernabéu o la final de la Champions... No me cuesta dormirme, lo necesito.
P. ¿Hay algo que le guste más que jugar al fútbol?
R. El futbolín. Ir a buscar setas me gusta mucho. Es una pasión. Voy con mi padre, con amigos.
P. ¿Alguna relación entre año de setas y año de títulos?
R. No. Lo que está comprobadísimo es que si el día antes del partido en el Bernabéu como con Iván Corretja [su representante], ganamos.
P. ¿Cuántas pelotas tiene en casa?
R. Una. Una réplica de la pelota con que se jugó el Mundial de 1930 en Uruguay.
P. ¿Es verdad que sigue jugando con los amigos?
R. Sí. Si tengo unos días libres, hacemos un partidito, unos toques. Creo que nunca he estado más de dos días en mi vida sin chutar una pelota.
P. ¿Qué pasó en 2006? Ese equipo nunca más se levantó...
R. El Internacional jugó bien sus cartas y tuvimos mala suerte. Se defendió todo el partido y nos mató en una contra. Es muy difícil ganar un título como este. Un segunda bte complica la vida. Ese equipo era bueno, y buena gente. Tenía cuerda para rato, pero... Nos dejamos ir todos un poco. Fue una pena. Teníamos un entrenador [Rijkaard] que dejó de ser exigente y los que no asumieron el compromiso consigo mismos... Eso es básico. Si lo tienes, nadie debe decirte nada. ¿Tú crees que a Mascherano alguien le tiene que decir algo? Se exige él solo. Entonces había jugadores que lo necesitaban y no teníamos un entrenador suficientemente exigente. De todo se aprende. También fue culpa mía, no acuso a nadie.

P. ¿Son mejor equipo que entonces?
P. Sí. Hemos evolucionado, comprendemos más el juego, trabajamos mucho más en defensa, sacamos provecho a la estrategia... Antes no salíamos tanto jugando desde atrás. Mi juego no ha cambiado mucho, pero pregúntale a Víctor Valdés. Antes tenía la pelota y si no encontraba un central abierto, fiuuu, se la sacaba de encima. Ahora no, busca más opciones, porque el equipo se las ofrece. Este equipo trabaja mucho la conservación de la pelota, pero también la presión. Yo nunca había robado tantas veces el balón. El 90% de nuestro trabajo está centrado en la pelota, en la comprensión del juego. Esa es la diferencia. Ahora todos entendemos el juego. Y dentro de 10 años será mejor. Seguro que veremos un Barça mejor que este. Viene una generación espectacular, de gente muy humilde y de mucha calidad. Sergi Roberto, Montoya, Fontás, Jonathan, Thiago...

P. ¿Le preocupa que pasará cuando Guardiola lo deje?
R. Espero que siga mucho tiempo. Yo no he visto a nadie que busque tanto el espacio donde jugar, que trabaje tanto qué hacer cuando tenemos el balón. Cómo encuentra los caminos es increíble. Pero lo bueno es que los jugadores que vienen de abajo cada vez lo entienden mejor y más rápido. Eso no se perderá. No seremos tan tontos de apartarnos de un camino que hemos demostrado que funciona. La raíz es esa, no se puede cambiar. Pedro, Busi, Cuenca... demuestran que fuera has de ir a buscar lo justo. El Barça tiene sentido con 15 de casa y cinco o seis de fuera muy buenos.
P. Habla de espacios. ¿Usted vive de eso?
R. Absolutamente. Si no tengo espacio, ¿qué hago? No puedo chocar porque no soy muy fuerte y para pasar necesito un espacio. Yo sin espacios no sirvo para mucho. Necesito ganar dos metros al rival para pensar y ejecutar. Tengo recursos, algún control orientado, pero no soy rápido ni habilidoso. Yo lo que tengo es que el coco me va rápido. No tengo más. En el fondo, soy un jugador muy de la calle. Yo hacía la pared con un árbol, una fuente, un quiosco... El quiosco la devolvía bastante bien.
P. ¿Por eso se entiende tan bien con Busquets?
R. En el campo y fuera, pensamos bastante igual. Es un futbolista enorme. Vive el fútbol a tope, es serio, centrado, profesional... Como Pedro.
P. ¿Se ve como entrenador?
R. No, no me veo como entrenador de ningún sitio. Pero tendré que hacer algo relacionado con esto, porque tampoco me veo lejos del campo.
P. ¿Cómo ve al club?
R. Bien. Todo depende de que entre la pelota. El presidente ya se puede llamar Antonio o Pepito, pero si la pelota no entra...

Autor: LUIS MARTÍN